Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
21 de julio de 2019
Seguinos en
Javier Fernández Moores, en Asteriscos.Tv
“La ciudad debe elegir sus propios jueces”, sostuvo el subsecretario de Justicia porteño
El funcionario pidió “decisión política” para instrumentar el traspaso.
30 de agosto de 2005
El subsecretario de Justicia y Trabajo de la ciudad de Buenos Aires, Javier Fernández Moores, reclamó hoy que se avance en la “decisión política” de transferir al distrito los servicios judiciales, y advirtió que los ciudadanos porteños deben tener la facultad de “elegir a sus propios jueces”.

“La ciudad tiene que asumir su propia autonomía. Ahora, los ciudadanos no pueden elegir a sus propios jueces, que son designados por los senadores de otras provincias: Esto se debe modificar”, señaló.

El funcionario de la ciudad definió que uno de los obstáculos para avanzar en ese sentido reside en el reclamo de las autoridades porteñas de que la transferencia de la Justicia vaya acompañada por los recursos correspondientes.

“La ciudad pretende que la transferencia de los juzgados nacionales tenga proporcionalmente, todos los recursos presupuestarios”, indicó Fernández Moores en declaraciones a Asteriscos.tv, que se emite por P+E, y calculó que ese monto representaría unos “400 millones de pesos” anuales.

El subsecretario de Justicia porteño indicó que “hace falta una decisión política” fuerte para modificar la denominada Ley Cafiero que limita la autonomía de la ciudad en materia de Justicia y Seguridad, y definió que esa norma coloca límites “incomprensibles”.

Mencionó en ese sentido que el Registro de la Propiedad Inmueble de la ciudad “siga en manos de la Nación” y mencionó que la Legislatura sola no puede avanzar para otorgar más instrumentos autónomos.

Explicó que, en el caso de la Justicia, “la Legislatura por sí sola no puede disponer tomar para sí las causas penales o comerciales sino que se necesita la norma modificatoria de la Ley Cafiero”.

Fernández Moores en tanto, mencionó que en la Legislatura porteña se está avanzando en el diseño de una modalidad de instrucción inédito que implicará “dejar el sistema procesal escrito y pasar a audiencias que quedarán grabadas en video o CD, que permitiría avanzar más rápido” en esa etapa, antes de llegar al juicio oral.