Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
18 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Crucero: la extraña amiga del capitán
Se trata de una extranjera de 25 años que estuvo cenando con el comandante poco antes del naufragio; "Nos salvó Schettino", aseguró
19 de enero de 2012
Mientras equipos de buzos y demás expertos reanudaron las tareas de rescate en el Costa Concordia para seguir buscando a desaparecidos, crece el misterio en torno a la presencia de una mujer en el puente de mando la fatídica noche del viernes 13, cuando se desencadenó la tragedia que hundió el crucero Costa Concordia.

Según el diario de Génova Il secolo XIX, el único que lleva hoy en portada una foto suya junto con una nota titulada "Una mujer demás en el puente de mando con Schettino" (Francesco, el denostado comandante de la nave), se trata de una ciudadana moldava de 25 años.

Esta rubia no formaba parte del tripulación y tampoco estaba registrada entre los pasajeros del "crucero del horror", que llevaba más de 4000 personas a bordo.

La mujer del misterio se llama Domnica Cemortan y en el pasado habría trabajado en la empresa Costa Cruceros como bailarina: ella misma le contó al sitio rumano Adevarul que estuvo a bordo del Costa Concordia, donde justamente gracias a conocer la nave, habría "salvado a muchas vidas".

La joven moldava podría ser la misma mujer que hasta las 21.05 estaba cenando con el comandante: la foto publicada por Il secolo XIX fue sacada por un pasajero que también dice haber visto a Schettino "tomándose varios vasos de vino". Una pareja de Savona asegura que esa fatídica noche Schettino no sólo habría cenado y bebido con ella, sino que también la habría cortejado. Cuando el crucero se estaba acercando demasiado peligrosamente a la Isla del Giglio -donde se encalló con una rocas que provocaron un corte de 40 metros en el casco y el posterior naufragio-, porque el comandante Schettino había decidido hacer "la reverencia" (el tradicional saludo marinero), en honor de un viejo comandante y de un maitre oriundos de allí, la mujer habría sido invitada a subir al puente de mando.

Pero las informaciones sobre la mujer, seguramente un testigo clave, todavía aparecen confusas. El sitio del Corriere on-line mostró una entrevista que Cemortan concedió a una televisión de su país en la que la mujer asegura ser miembro de la tripulación y en la que defiende con uñas y dientes la actuación del denostado comandante Schettino, por haber "salvado a miles de personas". "Yo pienso que hizo un trabajo extraordinario, toda la tripulación es solidaria con él y piensa que salvó a más de tresmil personas", dice.

En la misma entrevista la mujer se considera "afortunada" por haber tenido experiencia en el mar y trabajado ya cinco años en el crucero, porque en caso contrario "me hubiera muerto de infarto".

Según fuentes judiciales, en cambio, Cemortan no se encuentra registrada en la lista de pasajeros. La madre de la joven, hablando con Adevarul, por otra parte, aseguró que el hermano de Domnica "compró el pasaje regularmente en internet para hacerle un regalo de cumpleaños". De hecho, la chica resulta nacida el 7 de enero de 1987 y se habría embarcado para irse de vacaciones. Los magistrados que indagan el desastre ahora la están buscando para interrogarla y entender de qué se trata.