Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
24 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Se perdieron 40 mil empleos en la construcción
La actividad entró en recesión, en buena medida por el cada vez más inconcebible cepo al dólar, que también destruyó el mercado inmobiliario y metió al país en una encrucijada
31 de enero de 2013
La industria de la construcción, una de las más activas hasta el 2011, entró en recesión en el 2012 y provocó la pérdida de casi 40 mil puestos de trabajo.
La actividad, que cayó 3,2% el año pasado, no da señales de recuperación, a pesar del plan Procrear puesto en marcha por el Poder Ejecutivo.

La construcción sufrió la mayor caída de los últimos 10 años, superando el retroceso de la recesión anterior de 2009, cuando el sector bajó el 2%.

Según estos datos del INDEC difundidos ayer, el retroceso de la actividad se acentuó en la segunda mitad de 2012 con bajas de entre el 4% y 5,3%, y abarcó a todos los rubros, con excepción de construcciones petroleras.

A noviembre, el número de trabajadores ocupados fue un 8,6% menor al de igual mes de 2011, lo cual significa que se perdieron 37.734 puestos de trabajos formales o en blanco.

De haber ocupado en noviembre de 2011 a 438.360 trabajadores, en igual mes de 2012 el sector registró 400.626 ocupados, de acuerdo con las cifras del IERIC (Instituto de Estadística y Registro de la Industria de la Construcción), un organismo empresario-sindical supervisado por el Gobierno.

Estas cifras sólo engloban los empleos registrados, que representan un 40% del total del sector. Si se incluye la actividad informal, la pérdida de empleos debería ser de más del doble, más aún por la mayor facilidad de los despidos entre el personal no registrado.

Hacia adelante, las perspectivas no son positivas, aunque para el IERIC habría una “estabilización” o “amesetamiento” en el empleo porque en los últimos meses no hubo mayores variaciones.

La caída de la construcción arrancó en octubre de 2011 con las primeras restricciones cambiarias y se acentuó después de marzo con el “cepo” que afectaron en particular tanto la construcción como la compra-venta de inmuebles.

Aunque en promedio la caída fue del 8,6%, varias provincias fueron particularmente castigadas, como La Pampa donde el empleo formal en un año cayó el 28,4%, Jujuy (22.9%), Salta y Chaco (19,9%), Formosa (19,5%) y Río Negro (16,2%). En la Capital la caída del empleo fue del 7% y en la Provincia de Buenos Aires la baja fue del 8,2%.

Solo en 3 distritos hubo un crecimiento: Catamarca (8,7%), San Luis (3,4%) y Tierra del Fuego (7,5%).

Este deterioro laboral se debe a que sobre 42 municipios los permisos de construcción durante 2012 tuvieron una caída del 9,3%, según las cifras del INDEC.

Por su parte, el IERIC señala que la caída de la actividad en 2012 fue más que intensa que la de 2009. Así precisa que en el caso del consumo de cemento, “en 2012 terminó con un descenso del 8,2%, mientras que en 2009 había finalizado con una baja del 5,1%”.

Y agrega que en el segundo semestre de 2012 hubo una “aceleración del ritmo de disminución del nivel de actividad” ya que “ para todos los bloques la baja del segundo semestre del año fue, al menos, el doble que la del primero”.

También el INDEC informó que los despachos de los insumos de la construcción tuvieron durante 2012 “variaciones negativas en la mayoría de ellos”.

Hubo “bajas del 20,4% en asfalto, 18,1% en pisos y revestimientos cerámicos, 7,8% en cemento, 4,4% en hierro redondo para hormigón y 4% en pinturas para construcción. En tanto, se registró una suba del 4,5% en ladrillos huecos”.