Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
19 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
El agro alerta sobre métodos "fascistas"
El presidente de la Rural rechazó la posibilidad de que el Gobierno aplique ley antiterrorista para obligar a productores vender su cosecha de soja
25 de marzo de 2013
El presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Luis Etchevehere, criticó la posibilidad de que el Gobierno utilice la polémica ley antiterrorista, sancionada hace dos años, para obligar a los productores agrícolas a vender la cosecha de soja y generar así el ingreso de dólares al país, y lo calificó como un "un acto fascista".

"Es un absurdo que se pretenda intimidar a la producción con un delito penal. Es un acto fascista el que se pretende llevar adelante", enfatizó el dirigente.

El Cronista Comercial indicó que el gobierno analiza utilizar la ley antiterrorista para que los productores vendan la soja, aunque aguardará hasta que comience la liquidación de la cosecha en abril.

"El texto de la ley comenzó a circular por la Casa Rosada como alternativa para presionar al ruralismo a vender la soja", indicó la información.

En una defensa de los productores sojeros que se resisten a liquidar la cosecha de soja, Etchevehere consideró que "el Gobierno sabe que no existen U$S 5.000 millones guardados en los campos".

"Nos van a meter en cana con la ley antiterrorista, es un disparate que se haya aprobado, pero si además el productor va a ser amenazado por no vender soja, es grave. Ya nos mandaron a la AFIP", señaló por su parte el titular de la Federación Agraria, Eduardo Buzzi.

En tanto, el dirigente agropecuario Alfredo De Angeli advirtió que se podría "desatar un conflicto" entre Gobierno y el campo en caso de que la Casa Rosada utilice ese instrumento.

"Se va a desatar un conflicto porque esto raya la democracia. Los productores no venden la cosecha porque la utilizan como moneda de cambio y no para perjudicar al Gobierno", aclaró.

Enfrentado con el Gobierno, el campo evalúa no vender la soja como señal de protesta.

"No vamos a vender soja desde marzo y vamos a ver cómo le va a la economía", aseguró el titular de la Federación Agraria.