Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
19 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Un moderado gobernará Irán
Estados Unidos ya envió señales de estar dispuesto a iniciar el diálogo. Rohani reemplazará así al fundamentalista Ahmadineyad
15 de junio de 2013
En lo que puede representar un giro geopolítico para el mundo, un dirigente moderado, Hasán Rohani, obtuvo 18,6 millones de votos (50,68%) para ganar las elecciones presidenciales en Irán.

El clérigo ganó la elección presidencial iraní poniendo fin a ocho años de poder ejecutivo fundamentalista liderado por Mahmud Ahmadineyad, quien puso al mundo al borde de un conflicto armado. El eslogan electoral de Ruhani fue reconciliación y esperanza. El político dijo que quería aportar aire fresco a la política interior y exterior.

La televisión oficial iraní en inglés, PressTV señaló que en las presidenciales votó alrededor del 80% de los 50,5 millones de electores convocados, lo que supone unos 40 millones.

Rohani no sólo obtuvo la Presidencia, sino además un gran triunfo al movilizar al electorado de su sector, desencantado tras la fuerte represión de las protestas y denuncias de fraude tras las presidenciales de 2009.

Rohani, un clérigo pragmático que fue secretario del Consejo Supremo de Seguridad Nacional y negociador nuclear, se convirtió en el candidato de consenso de los reformistas al renunciar el otro aspirante de ese signo, Mohamad Reza Aref, y está respaldado por los expresidentes reformistas Akbar Hashemi Rafsanyani y Mohamed Jatami.

Con la sustitución por Rohani del actual presidente, Mahmud Ahmadineyad, las relaciones exteriores, la economía, los derechos civiles y la situación de la mujer podrían registrar mejoras en Irán, aunque la Presidencia tiene muchas limitaciones y la política exterior y nuclear las controla el líder supremo, ayatolá Ali Jamenei.