Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
23 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Cristina baja Ganancias para sacar más votos
Los trabajadores y jubilados que perciban hasta $ 15 mil, sean solteros o casados, dejarán de pagar ese cuestionado tributo a partir del primero de septiembre próximo
27 de agosto de 2013
Los trabajadores y jubilados que perciban hasta 15 mil pesos brutos, sean solteros o casados, dejarán de pagar Ganancias a partir del primero de septiembre próximo, anunció hoy la presidenta Cristina Kirchner en el marco de la segunda ronda del "Diálogo social" que mantuvo con empresarios y gremialistas.


Al hablar en Casa de Gobierno, la presidenta destacó que con esta medida el 89,8 por ciento del total de 8.382.390 trabajadores registrados no pagarán ese gravamen y precisó que se eliminará la distinción entre solteros y casados en los trabajadores que perciban hasta 15 mil pesos.


El 10,2 por ciento restante del total de la masa asalariada registrada es la que quedará a partir de ahora alcanzada por el impuesto a los altos ingresos, un porcentaje similar al que existía en 2007.


En tanto, la iniciativa también beneficia a jubilados ya que el 99,3 por ciento del sector quedará al margen del gravamen, que sólo alcanzará al 0,7 por ciento, lo que representa 39.641 empleados retirados.


De esta forma, luego de la derrota electoral en las primarias del 11 de agosto, la jefa de Estado avanzó con una demanda planteada con énfasis, y desde hace varios meses, por la totalidad del fragmentado arco sindical que se encuentra dividido en cinco centrales.


Actualmente, a raíz de la falta de actualización del piso del mínimo no imponible del impuesto a las ganancias, el 25 por ciento de los trabajadores en blanco sufrían descuentos en esa materia, pero con esta esperada medida se reducirá a menos de la mitad la cantidad de personas alcanzadas por el gravamen.


Cristina Kirchner detalló frente a los empresarios y sindicalistas que en las próximas horas será firmado el decreto correspondiente para hacer la medida aplicable a partir del primero de septiembre, que será enviada al Congreso el próximo miércoles.


Con la rebaja en Ganancias se inyectarán casi 4.500 millones de pesos anuales al consumo, añadió el titular de la AFIP, Roberto Echegaray, quien tomó la palabra luego de la mandataria en el encuentro realizado en el salón de las Mujeres de la sede gubernamental


Además, Echegaray anunció que para recomponer lo que pierda el fisco por esta medida no se gravarán los plazos fijos, a fin de evitar un castigo a quienes ahorran en pesos, pero sí se establecerá un impuesto del 15% sobre las acciones que no cotizan en Bolsa y con un 10% se gravarán los dividendos de las empresas.


Con estas dos medidas se espera recaudar 2.056 millones de pesos anuales, que se utilizarán para financiar el costo de la modificación del mínimo no imponible del impuesto a las Ganancias y atenuar el impacto de la suba de los mínimos no imponibles, que sólo en 2013 será de 4.637 millones.


El hecho de que se haya incrementado a 15 mil pesos el piso del mínimo no imponible implica un aumento del 80 por ciento de ese piso para los solteros (hasta ahora eran alcanzados quienes tenían saarios superiores a 8.360 pesos), mientras que para el caso de los casados (el impuesto lo comenzaban a pagar los que ganaban a partir de 11.563 pesos) la suba se ubicará alrededor del 30 por ciento.


También se anunció que quienes ganen más de 15.000 pesos y hasta 25.000, verán mejorado su sueldo de bolsillo ya que se incrementan un 20% las deducciones del impuesto, mientras que para los trabajadores de la zona patagónica se elevará el 30%.

El encuentro de los funcionarios con empresarios y sindicalistas se desarrolló en el Salón de las Mujeres del Bicentenario, donde la mandataria recibió a los dirigentes más representativos de empresas y gremios nacionales, quienes participaron el pasado miércoles 21 de la primera jornada de Diálogo Político en Río Gallegos.


Participaron los titulares de la Unión Industrial Argentina (UIA), la Cámara Argentina de Comercio; la Cámara Argentina de la Construcción; la COPAL, - Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios, los representantes de bancos nacionales (ADEBA, ABA y ABAPPRA), ADIMRA, y la CAME (medianas empresas), entre otros.


Por el lado de los sindicalistas, estuvieron representando a la CGT cercana al Gobierno, su secretario general, Antonio Caló, además de otros miembros del Consejo Directivo como Omar Viviani, Andrés Rodríguez, José Luis Lingeri y Ricardo Pignanelli, mientras que por la CTA oficialista estuvieron su titular, Hugo Yasky, el secretario adjunto Pedro Wasiejko y otros integrantes de la mesa de conducción.


La presidenta estuvo acompañada nuevamente por su equipo económico, pero el dato saliente fue que, a diferencia de la primera reunión en Santa Cruz, esta vez sí participó el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, luego de que se especulara que su ausencia en el primer encuentro obedeciera a un "guiño" que Cristina Kirchner pretendía dar a los empresarios que manifiestan discrepancias con sus métodos.