Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
21 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Cancillería echó a un funcionario xenófobo
Se trata de Héctor Merlo que desde su cargo perseguía empleados y funcionarios por su religión. Además pagaba incentivos a los empleados que denunciaban a otros
8 de septiembre de 2013
El ministerio de Relaciones Exteriores y Culto informó este domingo que el funcionario Hugo Merlo, que fue denunciado por pagar delaciones entre empleados y hacer comentarios racistas y despectivos, "renunció" a su cargo.

"En el día de la fecha presentó, y fue aceptada, la renuncia el Sr. Hugo Merlo a su cargo temporario en el Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto luego de las denuncias formuladas por algunos delegados gremiales del ministerio", informó la Cancillería, a través de un comunicado de prensa.

Pese al los reclamos de diplomáticos, funcionarios y delegados gremiales, el canciller Héctor Timerman había mantenido a Merlo en su cargo.

La renuncia se debió a una investigación del diario La Nación reveló que Merlo pagaba las delaciones entre los empleados, daba órdenes como jefe de ciertas áreas que se encontraban fuera de su órbita y categorizaba al personal como "el viejo", "el cuestionador" o "la judía".

En ese marco, el ministerio indicó que se "ordenó una investigación y la apertura de un sumario administrativo que determine la veracidad de las denuncias por abuso de autoridad y discriminación y las acciones legales que sean pertinentes".

Parte de la investigación tiene como prueba un cuaderno personal de Merlo, que se olvidó en una oficina de la Cancillería. Allí el funcionario detalló los pagos de incentivos salariales a los empleados que delatan a sus compañeros y calificó a otros con apodos. "Hoy a la tarde, Angel autorizo ha a la judia Goldemberg y Marina Dominguez ha una capacitacion al personal bajando una linea propia", redactó Merlo, el 28 de agosto de 2012, cuando apuntó contra el director general de Infraestructura, Ángel Cammilleri.



El hallazgo de ese material desató un escándalo interno en la cartera de Timerman. ATE elaboró un volante para repudiar "las expresiones violentas, discriminatorias y hasta xenófobas que este señor [por Merlo] ha dirigido al personal de este Ministerio".