Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
21 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
La novia de Boudou habló con Núñez Carmona
Lo admitió en una serie de tuits en los que descargó su furia contra el juez Lijo. "Ya no saben qué hacer para convertirme en la 'ex despechada' que necesitan", dijo, algo enigmática
1 de julio de 2014
Agustina Kämpfer, la novia del vicepresidente Amado Boudou -por ahora fuera del país-, explotó. Y lo hizo por twitter.

Luego de conocerse llamados entre su celular y el de José María Núñez Carmona, procesado junto a Boudou en la causa Ciccone, la ex periodista dijo, casi enigmática: "Ya no saben qué hacer para convertirme en la 'ex despechada' que necesitan que sea", sin dar más detalles.

¿Sugirió conocer detalles de la causa y que alguien busca que los revele?

Mientras Boudou participa en Panamá de la asunción del nuevo mandatario, su pareja, Agustina Kämpfer, que se quedó en Buenos Aires, se despachó en Twitter sobre su situación en el caso Ciccone. "Ya no saben qué hacer para convertirme en la «ex despechada» que necesitan que sea", escribió la Kämpfer a través de su cuenta personal en la red social, cuatro días después de que el juez Ariel Lijo procesara al segundo de Cristina Fernández por cohecho y negociaciones incompatibles con su función al apropiarse de la imprenta.

Kämpfer fustigó al magistrado, que en su fallo indicó que Boudou usó un teléfono de su novia para realizar comunicaciones en medio de la negociación por Ciccone. Pero a la vez confirmó lo que el juez comprobó.

Admitió conversaciones telefónicas con su socio y amigo Núñez Carmona y desafió a Lijo a que la investigue. Kämpfer pareció seguir la estrategia del kirchnerismo de los últimos días: no defendió a Boudou ni dijo que es inocente.

"Ya no saben qué hacer para convertirme en la «ex despechada» que necesitan que sea. El nuevo intento es incluirme sin sentido en sus fallos alquilados", le dedicó su primer tuit al juez Lijo, pasadas las 9.

Según escribió Lijo en su fallo publicado el viernes pasado, hay comunicaciones sucesivas el 26 de julio de 2010 entre Núñez Carmona, Guillermo Reinwick, yerno de Ciccone, y Gabriel Bianco, gerente de Telefé y una llamada de Núñez Carmona a Kämpfer.

Faltaban tres días para el encuentro entre Nicolás Ciccone y Boudou en el canal de televisión. Para Lijo, esa llamada, que fue captada por la antena del departamento donde Boudou vivía con su novia en Puerto Madero, fue atendida por el vicepresidente.

En una segunda reunión, en el restaurante I Fresh Market, de Puerto Madero, el teléfono delata vínculos. Según el juez, Héctor Ciccone no quería entregar el 70% de las acciones y desconfiaba. Pidió ver a Boudou para que le asegurara la seriedad del trato. Se encontraron en el restaurante el 2 de septiembre de 2010 Boudou, Núñez Carmona, Nicolás Ciccone y su hermano, ya fallecido.

Ese día desde las 8.47 hubo llamadas entre el celular de Agustina Kämpfer (Boudou, para el juez) con Núñez Carmona. A los cinco minutos Vandenbroele llamó a Reinwick, a los cuatro minutos Reinwick llamó a Olga Ciccone. Luego hubo llamadas entre Vandenbroele y Núñez Carmona: en 25 minutos la reunión fue arreglada y todos fueron avisados. La operatoria para que el vicepresidente se quedara con la imprenta ya estaba en marcha.

Pero la novia de Boudou la siguió: "Lijo sabe BIEN que a mi cel lo uso solo yo. La otra opción es que crea que Amado se la pasa hablando con mi familia, mis amigos y mis compañeros de trabajo [sic.]", tuiteó Kämpfer. Y admitió: "Llamados de @nuñez_carmona a mi cel? Sí! Hablábamos cada tanto, como con otros amigos suyos, de irrelevancias siempre".

Dejó entrever, además, la relación distancia que atraviesan actualmente Boudou y Núñez Carmona. Ya lo había admitido el propio vicepresidente en una reciente entrevista al canal TN, donde dijo "querer creerle" a su amigo de la adolescencia, que le aseguró -según sus dichos- no tener nada que ver en el caso Ciccone. Además, hace dos semanas, el abogado Diego Pitora dejó de ser defender a ambos y se quedó sólo trabajando para Boudou.

"No «me complica» ningún llamado. Y vaya delito perder el celular, y hacer lo que hacen todos: dar de baja la línea", se defendió Kämpfer.

La novia de Boudou desafió al magistrado a que también la investigue a ella. No hace falta, Kämpfer ya está en la lupa de Lijo en la causa paralela que le sigue al vice por supuesto enriquecimiento ilícito.

"5 años de relación, ¿cómo no me van a investigar a mí también? Me parece PERFECTO! Por favor avancen, les cebo unos mates si quieren [sic.]", ironizó.