Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
17 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Alerta en EEUU por Relatos Salvajes
Los cines fueron obligados a poner una leyenda en la que se aclara que la escena del avión es "pura ficción". Ocurre tras la catástrofe del Airbus
31 de marzo de 2015
Mientras todavía se discute si el copiloto que estrelló el Airbus en los Alpes franceses había visto la escena de la película Relatos Salvajes, en estados Unidos las salas de cine en las que se proyecta la película incorporaron una leyenda en la que se recuerda al público que el argumento responde a "hechos de ficción" y advierte que algunos de sus pasajes pueden resultar "perturbadores". Algo similar hicieron en el Reino Unido, en medio de la aterradora decisión del copiloto alemán Andreas Lubitz de estrellar el avión y provocar la muerte de 150 personas.

Justo días después de esa catástrofe en distintas salas norteamericanas en las que empezó la proyección del filme del director argentino Damián Szifrón.

La advertencia apunta al primero de los seis relatos, en el que se explora el caso de un piloto de avión que decide estrellar la máquina como venganza contra todos aquellos que le hicieron la vida imposible y que se encuentran como pasajeros a bordo. "Después del accidente de vuelo de la compañía Germanwings , por favor sea consciente de que Relatos Salvajes incluye una secuencia que puede resultar perturbadora a algunos espectadores", dice la advertencia.

Otro texto recuerda que el argumento es "un producto de ficción y que cualquier parecido con la vida real es sólo una coincidencia lamentable y para nada intencional".

Cuando el fiscal de Marsella determinó que el piloto alemán había estrellado voluntariamente la máquina en la que viajaban 150 personas, hubo quienes trazaron paralelos entre el suceso y la línea argumental del celebrado film.

También se conjeturó con la posibilidad de que Lubitz hubiese llegado a ver la película. El filme se encuentra ahora en exhibición en salas de los Estados Unidos. Nominada para el Oscar a Mejor Película Extranjera -que no obtuvo- tuvo buena acogida en la crítica local.

En el caso de The New York Times, la reseña incluyó un elogio al relato inicial, con la sonada escena del avión...