Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
25 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Juan Reveco perdió el título en un "robo"
El mendocino hizo una buena pelea en Osaka, pero el local Kazuto Ioka se impuso en las tarjetas. Injusticia con el argentino
22 de abril de 2015
El mendocino Juan Carlos Reveco, campeón de los moscas de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB), perdió hoy en Japón el título ante el local Kasuto Ioka, en la ciudad nipona de Osaka.

La pelea, en cuyo pesaje oficial ambos púgiles habían dado el límite de la división mosca (50,800 kilos), tuvo como escenario el Prefectural Gymnasium de Osaka.

Reveco puso en juego por novena vez el cinturón moca AMB y esta fue su segunda pelea en Japón, ya que en febrero de 2013 había defendido con éxito este título ante el local Masayuki Kuroda, en la ciudad de Kanawada.

"Cotón"', oriundo de Malargüe, radicado en Las Heras, de 31 años, y con un palmarés de 35-2-0, con 19 nocauts, tuvo enfrente a un duro y técnico rival como Ioka (17-1-0/ 10 ko), de 26 y que fue campeón de la divisiones mínimo y minimosca de la AMB.

Fue un día triste para el boxeo porque Reveco, el campeón del esfuerzo y la dedicación, que llevaba ocho defensas de la corona, un buen día debió rendirse ante un incomprensible fallo mayoritario de los jurados (dos lo vieron perder 115-113 y 116-113 y otro vio empate: 114-114).

Y eso que había dejado una grata impresión arriba del ring. Había dominado el combate en Osaka, a pesar de algún bache en el inicio.

Había conectado poderosos ascendentes y golpes curvos. Y había tomado la iniciativa con cada tañido de la campana. Su rival, más joven, más siete centímetros más alto, tenía atada su derecha. Y claro, temía ser lastimado por el poderoso gancho a la zona hepática del Cotón. Entonces, el retador dejaba la derecha pegadita al cuerpo, y marcaba distancias con sus plásticas piernas.

Pero en el boxeo, no será la primera ni la última vez, existen canchas en las que nadie quiere ver un Maracanazo. En Alemania, lo cuentan risueños los que allí fueron a combatir, lo tienen que sacar muerto al teutón de turno para que le den perdida una pelea.

Y en Japón no están demasiados alejados de esa lógica mercantilista, que nada tiene que ver con el genuino espíritu deportivo, que guarda otros valores.

Es un estupendo boxeador Ioka, porque con apenas 26 años, ya es triple campeón mundial, en tres categorías distintas. Y tiene una proyección interesante. Eso no alcanza para tapar una realidad: según la óptima de este y otros medios, Reveco había sido más porque trabajó con combinaciones de tres golpes, porque bloqueó los mejores envíos del local y porque tuvo corazón de campeón.