Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
21 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Cristina quiere una mujer en las Fuerzas Armadas
Lo dijo al encabezar la cena anual de camaradería de las Fuerzas Armadas en la sede del Ejército argentino. "Apoyo y quiero una mujer en la conducción de las FFAA", señaló
7 de julio de 2015
La presidenta, Cristina Fernández, afirmó esta noche que "las tres armas deben actuar siempre de forma conjunta y bajo una conducción civil", al encabezar la cena anual de camaradería de las Fuerzas Armadas que se llevó a cabo en el Edificio Libertador, sede del Ejército argentino.

"Los lineamientos basales de la política de defensa que establecimos desde 2003, marca que las Fuerzas Armadas deben estar bajo la conducción de un civil; trabajar de forma conjunta y con una estrategia defensiva y autónoma de potencias extranjeras", señaló la mandataria, que destacó este tema como uno de "los hitos fundamentales" que se han concretado desde la asunción del fallecido ex presidente Néstor Kirchner a la presidencia hasta sus dos mandatos.

"En el 2006 reglamentamos la ley 23554 de 1988, mediante el decreto 726, luego de 18 largos años. Con esa reglamentación reafirmamos para siempre la conducción civil de nuestras Fuerzas Armadas, a través del ministerio de Defensa", dijo.

Las estrategias individuales de cada fuerza fueron tal vez motivo de alguna derrota que pudimos haber atemperado o haber ganado

Recordando la última dictadura, Cristina afirmó: "Cuando incursionaron en el tema de la política, las Fuerzas Armadas disputaban por allí el ejercicio del poder de otra manera, no a través de las urnas. Por eso la operación conjunta de las Fuerzas bajo la conducción civil es el segundo lineamiento estratégico".

"Las estrategias individuales de cada fuerza fueron tal vez motivo de alguna derrota que pudimos haber atemperado o haber ganado", expresó la mandataria. Y añadió: "Durante años, nuestros militares se formaban en países que podían atacarnos en un eventual conflicto bélico. No necesitamos que nadie nos diga cómo debemos defendernos".

Otro de los hitos destacados por la Presidenta fue la participación de las Fuerzas en tareas relacionadas con los Derechos Humanos. "Cuando Néstor Kirchner asumió, parecía imposible articular los Derechos Humanos y la defensa, por la historia vivida. Hoy es un orgullo decir que nuestro país es líder en esta materia".

Y admitió que se irá del Gobierno "con una deuda" en la política de género porque si bien "ha aumentado un 50 por ciento el ingreso de mujeres a las Fuerzas Armadas" no pudo lograr que lleguen a ocupar un cargo en jefe en las Fuerzas Armadas.

Al encabezar la tradicional cena de camaradería de las Fuerzas Armadas, que se desarrollaba esta noche en el edificio Libertador, la mandataria aclaró que "tal vez en uno o dos años más podamos tener alguna palmas" y enfatizó que "queremos tener mujeres en la conducción de la Fuerzas Armadas".

"Hablando con el ministro Rossi, me dijo que tal vez en uno o dos años más podremos tener mujeres en la conducción de las Fuerzas Armadas. Esta es una deuda. Apoyo y quiero a una mujer en la conducción", señaló.

Además, la Presidenta destacó la participación del Ministerio de Defensa en la marcha #NiUna Menos "que miles de mujeres protagonizaron a lo largo y ancho del país contra la violencia de genero", el pasado 3 de junio.