Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
23 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Scioli lanza ofensiva final para superar el 40%
El candidato oficialista buscará captar indecisos en estas dos últimas semanas de campaña. Sus equipos dicen que está a un paso de superar el techo que le permitiría evitar el balotaje
11 de octubre de 2015
Con un presupuesto fenomenal para hacer campaña y todo el aparato de propaganda oficial a su favor, el candidato del FPV, Daniel Scioli, prevé concretar en las próximas semanas un fenomenal despliegue de campaña destinado a captar los "pocos votos" que, según se entorno, le faltan para superar el 40% y evitar tener que ir a una dudosa segunda vuelta con Mauricio Macri, de Cambiemos.

El despliegue incluirá actos en las zonas donde el voto le fue más esquivo, y le apuntará a los peronistas tradicionales que votan a Sergio Massa y a Adolfo Rodríguez Saá, para lo cual deberá tomar distancia del ultrakirchnerismo.

El scioli cree que los ultra K que no lo quieren igual terminarán votándolo, porque para ellos sería más riesgo perder el poder y someterse a una justicia que no tenga una red de contención estatal.

Scioli mantiene una amplia ventaja pero no lograría evitar el ballottage, según un sondeo de Poliarquía que lo ubica con 37,1%, aunque con la proyección de indecisos orilla el 40% que necesita para ganar en primera vuelta; Macri queda a más de 10 puntos y Massa mejora levemente.

Un escenario con escasas modificaciones respecto de los resultados de las PASO del 9 de agosto es lo que permite concluir una encuesta de Poliarquía Consultores realizada para el diario La Nación cuando faltan dos semanas para las elecciones generales del 25 de octubre.

El triunfo de Scioli se repetiría, así como el segundo puesto de Cambiemos, y el tercero de UNA. Pero la victoria no le alcanzaría al gobernador bonaerense para ganar en primera vuelta. Los tres principales espacios políticos registran variaciones leves en sus números, que quedan relativizadas si se analizan los rangos de proyección del voto de los indecisos.

Según el sondeo, realizado entre el 2 y el 7 de octubre entre 1838 casos, la fórmula Scioli-Carlos Zannini (FPV) alcanza un 37,1% de intención de voto; Mauricio Macri-Gabriela Michetti (Cambiemos), un 26,2%, y Sergio Massa-Gustavo Sáenz (UNA), un 20,1%. El escenario no es muy distinto a lo que ocurrió en las primarias del 9 de agosto, en las que el FPV se alzó con el 38,6%, Cambiemos (que tenía tres precandidatos presidenciales), con el 30,1%, y UNA (que contaba con dos precandidatos), con el 20,5 por ciento. El rango de proyección de los votantes indecisos que incluye el trabajo de la consultora permite observar tendencias en los principales candidatos presidenciales. Para Scioli, este intervalo abarca del 38,5 al 41%; para Macri, del 27,5 al 30%, y para Massa, del 21 al 23,5 por ciento.

"Scioli está cerca del objetivo de 40 puntos, pero no se puede afirmar que vaya a lograrlo. La encuesta muestra variaciones menores respecto de las PASO, con una leve tendencia al crecimiento de Massay una leve declinación de Macri, pero en un marco de estabilidad en la tendencia del voto", evaluó Eduardo Fidanza, director de Poliarquía.

Más notas para entender este temaLa opinión sobre el Gobierno incide directamente en el perfil del votante

Alejandro Catterberg, otro de los directores de Poliarquía, especificó: "Mauricio Macri debe recuperar dos o tres puntos del voto de Sergio Massa y uno de Stolbizer de forma de poder forzar un ballottage sin tener que depender de si Scioli supera el 40%. Aunque hay un leve crecimiento de Massa, no pareciera ser suficiente para poner en riesgo el segundo lugar de Mauricio Macri".

La comparación con el resultado de las PASO muestra la escasa variación en el escenario electoral. Según el escrutinio definitivo, Scioli logró el 38,6% en las primarias, es decir, un 1,5% menos que lo que le otorga la encuesta, pero dentro del rango de proyección que prevé.

Macri tiene el descenso más pronunciado con respecto a los comicios de agosto, en los que Cambiemos, incluyendo los votos obtenidos por Ernesto Sanz y Elisa Carrió (3,3 y 2,2%, respectivamente), llegó al 30,1%. La encuesta establece que el jefe de gobierno porteño se ubica un 3,9% por debajo de ese porcentaje, aunque su máximo valor de proyección le permitiría repetir lo logrado en las PASO.

El caso de Massa muestra un 0,4% menos de intención de voto que lo obtenido por UNA en las PASO, en las que compitió también José Manuel de la Sota, quien obtuvo un 6,2%. En el primer turno electoral nacional, UNA llegó al 20,5%. La proyección que demarca la encuesta de Poliarquía para la candidatura del tigrense se ubica en un piso del 21% y un techo del 23,5%, un leve ascenso con respecto a las primarias.

Fidanza explicó cómo se está moviendo el voto no kirchnerista, según la encuesta. Señaló que "hay evidencias para pensar que el voto opositor está oscilando entre Macri y Massa, con una tendencia a perderlo por parte del candidato de Cambiemos, y a ganarlo por parte del postulante de UNA". El sondeo de Poliarquía Consultores tampoco trae diferencias significativas para Margarita Stolbizer (Progresistas), a la que ubica con 3,8%, ni para Nicolás del Caño (Frente de Izquierda y de los Trabajadores), a quien le adjudica un 3,3%, ni para Adolfo Rodríguez Saá (Compromiso Federal), quien llegaría al 1,9%. Un 2% de los encuestados respondió que votará en blanco, y un 5,6% se mostró indeciso, o no contestó.

Para Fidanza, el rol de los indecisos no aparece, en principio, como determinante a la hora de definir el resultado electoral."No hay pruebas para plantear que los indecisos vayan a votar muy diferente de los que ya decidieron", dijo Fidanza a LA NACION.

El desempeño de los candidatos en el Gran Buenos Aires trae un dato importante. La encuesta marca que Massa, con un 23%, le arrebata el segundo lugar a Macri en esa región, en la que el líder de Pro llega al 19%. Scioli gana en el conurbano con el 38%. "Se observa un crecimiento de Massa en la provincia de Buenos Aires. En el GBA donde UNA salió tercero en las PASO, hoy aparece por encima de Pro", analizó Catterberg.

"La polarización que se esperaba todavía no ocurrió, pero no puede descartarse que se dé en estas dos semanas", advirtió Fidanza. El trabajo de la consultora permite analizar este punto, ya que evalúa la intensidad de la decisión de cada votante.

El 65% de los que eligen a Scioli afirma estar "muy decidido", y sólo un 9% cambiaría su voto. En el caso de Macri, el 55% asegura tener "muy decidido" su voto por el candidato de Cambiemos, y un 12% admite que podría cambiar. El votante de Massa aparece como el menos seguro entre los tres principales postulantes. Un 45% de los que eligen al candidato de UNA afirma estar "muy decidido", mientras que el 19% podría modificar el voto.

Del editor: qué significa. Las últimas dos semanas serán decisivas para saber si Scioli supera el 40% y si Macri revierte la caída para ponerse a menos de 10 puntosCompartiloEn esta nota:Mauricio MacriDaniel ScioliSergio MassaMargarita StolbizerAdolfo Rodríguez SaáNicolás Del CañoLA NACION | Política | Elecciones 201



Menciones: cpol1