Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
18 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Tragedia de Once: embargan a De Vido
Ya estaba procesado por esa accidente que dejó 51 muertos. Le congelan 20% de su salario como diputado y la mitad de un plazo fijo de $ 500 mil
7 de junio de 2016
Julio De Vido, otro de los emblemas del régimen kirchnerista, recibió una mala noticia.

El juez Claudio Bonadio ordenó embargarle el sueldo de diputado nacional en el marco de la causa en la que lo investiga por la tragedia de Once. La medida fue tomada por el juez federal luego de que días atrás la requiriera la Oficina Anticorrupción, organismo al que Bonadio aceptó como querellante.

Se congelará el 20% del sueldo (es el máximo posible que se puede embargar de un salario) y también la mitad de un plazo fijo de $ 500.000 (la otra mitad está a nombre de la esposa del ex ministro).

El juez había procesado al ex ministro de Planificación Federal del kirchnerismo el 10 de mayo último, acusándolo de "descarrilamiento agravado" y "administración fraudulenta contra el Estado", por la tragedia que sucedió el 22 de febrero de 2012 y en la que murieron 51 personas (incluyendo una embarazada) y huboi más de 700 heridos. En el juicio ya fueron condenados los ex secretarios de Transporte Ricardo Jaime y Juan Pablo Schiavi, el ex dueño de la concesionaria TBA Sergio Cirigliano, y otros ex funcionarios y ex directivos de la empresa, además del maquinista Marcos Córdoba.

Pero en su fallo el Tribunal Oral Federal N°2 también ordenó que se investigara a De Vido, porque los jueces entendieron que "difícilmente se puede alegar un desconocimiento de las circunstancias" probadas en el juicio, dado el cargo que ocupaba quien fue ministro de Planificación durante todo el régimen kirchnerista.

Siguiendo esa lógica, el juez Bonadio, que en la etapa de instrucción del primer juicio no había involucrado a De Vido, ahora sí decidió procesarlo, ya que entendió que "el imputado tuvo efectivo conocimiento del deficiente estado del material rodante de la concesionaria, como así también del sostenido decaimiento de los bienes dados en concesión para la prestación del servicio", y también que "durante su gestión como máxima autoridad del Ministerio de Planificación Federal se posibilitó a ciertas empresas concesionarias el manejo discrecional de los fondos transferidos por el Estado".

En el mismo acto en que lo procesó, Bonadio embargó a De Vido por $ 600 millones. Como el ex ministro presentó un escrito diciendo que no tenía propiedades ni dinero por ese monto, ahora el juez federal ordenó congelarle parte de sus ingresos.