Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
19 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Macri tildó a Massa de "impostor" y denunció su alianza con los K
Cuestionó la jugada opositora para avanzar con una reforma del impuesto a las Ganancias que aumentará el déficit fiscal y dijo confiar en los gobernadores para revertirlo en el Senado
8 de diciembre de 2016
Si alguna vez lo hubo, parece haber terminado el amor entre Mauricio Macri y Sergio Massa.
El presidente volvió a cuestionar a la oposición por el proyecto unificado de Ganancias. Dijo que "quieren engañar a los argentinos con banderas demagógicas" y apuntó, en especial, al líder del Frente Renovador Sergio Massa, a quien acusó de "impostor".

Al mismo tiempo, apeló a la razonabilidad de los senadores y dijo confiar "en los gobernadores", para que intercedan ante sus espadas parlamentarias.

Por segundo día consecutivo, luego de la derrota que sufrió el oficialismo en el Congreso, Macri se refirió al proyecto. En diálogo con radio Mitre, el jefe de Estado dijo que en la oposición "creen que los argentinos somos tontos y que no tenemos memoria. Quieren engañarnos detrás de banderas demagógicas".

Macri no dudó a la hora de calificar la iniciativa y subió el tono respecto a sus dichos de ayer, donde había advertido que "la irresponsabilidad no es el camino".

Ahora dijo que el Frente Renovador, el kirchnerismo y el Bloque Justicialista "salen a la cancha con una propuesta que es un mamarracho". "Es inaceptable e inentendible, una vergüenza", completó.

"Discutieron sobre números que no son verdad cuando por primera vez tenemos números reales", dijo.

"Háganse responsables de proponer cosas coherentes", agregó. "Lo que nosotros mandamos es costoso pero razonable", diferenció.

¿Qué moviliza, según Macri, a la oposición a insistir con una iniciativa que el Gobierno ya avisó que no puede afrontar? "Uno no quiere pensar mal, pero la verdad es que viendo que el país empieza a arrancar, deben haber pensado 'no podemos dejarlos'", especuló.

El enojo por la iniciativa llevó a Macri a no hacer distinciones partidarias: sus críticas incluyeron al grueso del arco político opositor:"Son los que gobernaron los últimos 20 años", aseveró.

Y repasó: "La foto invitaba a la pesadilla, de pensar que habíamos vuelta al principio. Estaban el jefe de Gabinete de Cristina, Sergio Massa, el ministro de Economía (Axel) Kicillof, el responsable del ANSeS (Diego) Bossio y el gobernador de los Kirchner en la provincia de Buenos Aires, Felipe Solá, diciendo que se querían ocupar de la gente, cuando durante 12 años ellos no tocaron el mínimo no imponible. Nadie les puede creer. Tuvieron el ciclón más grande de la historia a su favor, para que el país pudiera crecer y el resultado fue que profundizaron la pobreza. Por eso digo basta de mentir".

Pero el líder del Frente Renovador fue su blanco especial: "Por más que Massa se haya querido ocultar en la foto, no va a poder engañarnos porque, al final del camino, terminan diciendo lo mismo: por algo compartieron tantos años de Gobierno", insistió, en otra referencia al paso del tigrense por el kirchnerismo y como jefe de Gabinete de Cristina. "Yo lo llevé a Davos a Massa, diciendo 'este señor aprendió', y miren con la que salió", enfatizó.

La andanada contra Massa no se detuvo. Consultado sobre si este tema condicionará la relación a futuro con él, respondió: "Es joven y puede aprender. Puede aprender que el ser confiable es muy importante. Eso es lo que tienen que entender Massa y los nuevos dirigentes. Argentina ya tuvo muchas décadas de gente que manipuló y trató de disfrazar las cosas. Y a la larga cuando uno es un impostor, sale a la luz".

Tras las primeras críticas de Macri, desde el Frente Renovador que lidera Sergio Massa salieron a responderle. "No quieren gravar a los más ricos pero sí dejar blanquear a sus parientes. Esta ley lo que trata es poner algo de justicia en un sector, permitiendo que casi un millón de laburantes dejen de pagar el impuesto a las Ganancias por trabajar", dijo Solá.