Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
21 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Trump juró y prometió hacer "grande a América otra vez"
"Vamos a erradicar de la faz de la tierra al radicalismo islámico", prometió amenazante y dijo que Estados Unidos "estarán primero"
20 de enero de 2017
Donald Trump juró y advirtió: "Se terminó la era de los charlantes, es la hora de la acción"

Trump juró como nuevo presidente de Estados Unidos y pronunció un discurso, en el que repitió las consignas de su campaña. "Vamos a confrontar los momentos difíciles", arrancó. Y "vamos a hacer América grande otra vez", concluyó.

"Washington mejoró, pero el pueblo no compartió sus riquezas. Los políticos prosperaron, pero los empleos desaparecieron. Las victorias de los gobiernos no han sido de ustedes, Mientras ellos celebraban en la capital, las familias no tenían mucho por celebrar en todo el país. Todo eso cambia, aquí y ahora. Este es su momento", dijo Trump a la gente.

"El 20 de enero de 2017 será recordado como el día en que el pueblo se convirtió en quien estará a cargo otra vez", enunció Trump.

"Hay madres e hijos atrapados en pobreza, fábricas cerradas como tumbas en toda nuestra nación, y el crimen se ha llevado mucha vidas. Esta matanza se detiene aquí en este momento, y ahora mismo", enfatizó.

Criticó la partida de las fábricas a otros países, denunció cómo la riqueza de la clase media norteamericana se repartió por todo el mundo. "Ese es el pasado, dijo , ahora miramos al futuro".

"Los Estados Unidos estarán primero, en primer lugar. Cada decisión será para beneficiar a los estadounidenses, para proteger nuestras fronteras. Lucharé por ustedes y nunca los defraudaré", repitió. Vamos a recuperar nuestros sueños, prometió.

"Sacaremos a la gente del bienestar social para que vuelvan a trabajar", fue otras de sus frases.

"Vamos a seguir dos reglas, contratar norteamericano y usar norteamericano", manifestó.

"No hay que tener miedo, estaremos protegidos por Dios. Finalmente, tenemos que pensar en grande y sonar en grande. Nuestra nación vive siempre y cuando no aceptemos políticos que hablan y no hacen nada. El momento de los charlatanes terminó. Es el momento de acción"

"Un nuevo orgullo nacional nos unirá, todos sangramos la misma sangre roja del patriotismo. Todos disfrutaremos las mismas libertades y saludamos a la misma bandera", dijo barriendo las diferencias raciales.

"Nunca serán ignorados de nuevo. Su voz, sus esperanzas y sus sueños definirán el destino de Estados Unidos".

"Juntos haremos a EE.UU. rica otra, haremos a EE.UU. grande otra vez. Gracias. Que Dios los bendiga", concluyó.

Trump llegó este mediodía al Capitolio, donde una multitud lo recibió con un gran aplauso. Junto a su esposa se apresta a jurar como 45° presidente de los Estados Unidos, en un día frío y lluvioso.

Tras las notas del Coro Tabernáculo mormón, que entonó "América es hermosa" el presidente de la Corte Suprema tomó juramente a Trump.

"Yo juro solemnemente, que voy desempeñar el cargo de la presidencia de los EE.UU. y voy --mejor pueda--, a proteger y defender la Constitución de los EE.UU", recitó Trump, asumiendo la presidencia.

El primero en jurar fue el vicepresidente Mike Pence, quien juró ante un juez de la Corte Suprema. ​

​Trump llegó acompañado por el presidente saliente, Barack Obama, con quien compartió un té en la Casa Blanca.

El magnate elevó sus pulgares y dijo "gracias" en repetidas ocasiones, mientras sonaban fuertes aplausos. Gesto enjuto y rasgos de tensión en el republicano fueron notables.

Antes de jurar, se rezó una oración y se leyeron pasajes de la Biblia. "Oramos por nuestro presidente", enunció la pastora, Paula White Cain, en el marco de un Washington gris.

Luego cantó el coro de la Universidad de Missouri, siguiendo los pasos protocolares de la jura. Y el senador demócrata Chuck Schumer dio un discurso deseando mejores días para el pueblo estadounidense.

Trump y Obama abordaron una limusina en la Casa Blanca que los condujo al Capitolio. Otra limusina llevaba a Michelle Obama y Melania Trump, al tiempo que en otra parte del cortejo viajaron juntos el vicepresidente saliente Joe Biden y su sucesor Mike Pence.