Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
18 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
La CGT anunció un paro nacional pero no le puso fecha y hubo tensión
Militantes exigieron fijar una fecha al grito de "paro general". Los dirigentes no podían dejar el palco. Schmid dijo que la medida será "a fines de marzo o principios de abril". Incidentes con Pablo Moyano
7 de marzo de 2017
En un clima tenso, la cúpula de la CGT anunció un paro nacional pero no le puso fecha, lo cual generó fuertes cruces.

El acto central arrancó una hora antes de lo previsto, a las 15.

En el escenario estaban los tres integrantes del triunvirato de la central, Carlos Acuna, Héctor Daer y Juan Carlos Schmid y varios dirigentes de los gremios más importantes.

El primero en hablar fue Acuña que felicitó a los trabajadores por asistir a la movilización y reclamó al Gobierno: "Basta de manoseo".

Antes de que arrancara el acto el centro era un verdadero caos. La Avenida 9 de Julio estaba colapsa. La zona donde estaba el escenario, en Diagonal Sur y Moreno frente al Ministerio de la Produción era intransitable. También la zona del Obelisco y sobre Avenida de Mayo

El segundo en hablar fue Schmid que adelantó: "Venimos a anunciar medidas de fuerza para fin de mes por la brecha social". Según Schmid el paro de la CGT seá " a fines de marzo o principios de abril". En ese momento los asistentes, una verdadera multitud, vivaron con fuerza.

"Vamos a ir a un paro nacional, vamos a ir a una medida de fuerza", siguió Schmid.

Antes criticó la política de importaciones y la fallida llegada de las inversiones: "¿Dónde está la política de inversiones? Las importaciones están terminando con la producción nacional", dijo.

Daer también tuvo un discurso duro y ratificó la huelga: "El paro tiene que ser como esta marcha, acompañado por todos", dijo. y enumeró algunos de los reclamos al Gobierno: "Vinimos acá a decirle al Gobierno que no estamos de acuerdo en su política económica ni social. Cada vez los que menos tiene son lo que peor la pasan", analizó

Además, pidió que la Casa Rosada que "reglamente la Ley de Emergencia Social". "Le decimos al Gobierno que no vamos a permitir que flexibilicen los convenios de trabajo. Pero también, no vamos a permitir que se quiera dividir a las organizaciones sociales".