Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
24 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
¿Corrupción sin fin?: suspenden al jefe de la Policía de la Ciudad
Es el comisario José Potocar. El Ministerio de Seguridad tomó la medida ante la posibilidad de que quede procesado por una causa por coimas
22 de abril de 2017
El Ministerio de Seguridad decidió suspender preventivamente al jefe de la Fuerza, el comisario general José Potocar, ante la posibilidad inminente de que quede procesado en un expediente por coimas.

"El Ministerio de Justicia y Seguridad informa que el Gobierno dispuso la suspensión preventiva del jefe de la Policía de la Ciudad, José Pedro Potocar, para preservar una investigación judicial en la que está mencionado y la normal prestación del servicio de seguridad", dice un comunicado oficial emitido hoy. "La conducción de la Policía de la Ciudad continuará bajo la responsabilidad de la Secretaría de Seguridad, a cargo de Marcelo D’Alessandro", agrega.

"La decisión, adoptada a través del decreto 139/17 del Jefe de Gobierno por recomendación del ministro de Justicia y Seguridad, Martín Ocampo, preserva el principio de inocencia de Potocar y se adopta hasta tanto se resuelva su situación procesal en la causa N° 26.168/2016 que tramita en el Juzgado Criminal y Correccional N° 14 a cargo del Dr. Ricardo Luis Farías, Secretaría N° 143 a cargo del Dr. Sebastián Del Gaizo", señala el comunicado.

La causa en cuestión es investigada desde hace dos años por el fiscal José María Campagnoli y se inició a partir de la denuncia de vecinos de Núñez: revelaron que desde la comisaría 35 les cobraban coimas a cambio de "protección". Si no pagaban, explicaron en su presentación, eran víctimas de la inseguridad.

“Potocar fue suspendido y no pasado a disponibilidad porque rige el principio de inocencia. Potocar no está procesado. Sin embargo, en la misma causa judicial se encuentran involucrados otros miembros provenientes de la Policía Federal que hoy están bajo el mando de la Jefatura, situación que podría dar lugar a eventuales conflictos de intereses o afectar el normal desarrollo de la causa”, afirmó el ministro de Seguridad, Martín Ocampo.

La investigación de Campagnoli permitió determinar que los pagos a la comisaría se hacían a través de la Asociación de Amigos de la seccional, que entregaba facturas a cambios de las "contribuciones". Esa documentación, al igual que los registros de los pagos que llevaban los negocios, permitió darle respaldo a toda la investigación.

Las maniobras investigadas se realizaban mientras la comisaría 35 (y todas las seccionales de la Capital) aún dependían de la Policía Federal Argentina y , por ende, del Gobierno Nacional. El fiscal Campagnoli logró el allanamiento de la seccional y obtuvo un cuaderno donde el jefe de la seccional, Norberto Villarreal, llevaba el registro de cómo se repartía hacia arriba lo obtenido por "protección" y por las coimas pagadas por "trapitos" cerca de la cancha de River.

Se ordenó la detención de Villarreal, pero éste logró escapar. Hoy está prófugo. Otros dos comisarios que integraban la cúpula fueron detenidos, al igual que cuatro policías de rango medio.

Siguiendo la pista de las anotaciones del comisario Villarreal, hace dos semanas Campagnoli pidió y logró el arresto de quien era su superiora, la comisario Susana Aveni, quien era jefe de la Circunscripción que tiene a cargo la comisaría 35.

Ahora la investigación avanzaría hacia quien ocupaba la Dirección General de Comisarías cuando se pagaron las coimas: el comisario José Potocar, actual jefe máximo de la Policía de la Ciudad.

Ante esta posibilidad, el ministro Martín Ocampo decidió suspenderlo preventivamente. Desde su entorno deslizaron que, si Potocar logra limpiar su nombre, podrá regresar al comando de la Fuerza traspasada a la Ciudad a principios de 2016.

Potocar está al mando de la Policía desde enero de 2017, cuando la Fuerza adquirió su nombre actual.