Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
19 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
En los festejos del 25 de mayo, Macri cargó contra el 'círculo rojo'
"Que algunos políticos, empresarios, sindicalistas y jueces no se crean dueños de decirnos lo que tenemos que hacer", dijo el presidente al hacer un llamado a profundizar el cambio
25 de mayo de 2017
Fue un mensaje directo para cuestionar lo que en los últimos años se denominó 'círculo rojo', y que tradicionalmente se conoce como el establishment.

Tras escuchar la homilía en la Catedral Metropolitana, Mauricio Macri se dirigió rápido rumbo a Casa Rosada y pronunció un fuerte discurso en el defendió la gestión de su Gobierno, al asegurar que va "por el camino correcto" y advirtió a los argentinos: "Que la política o algunos de la política o de la dirigencia, porque también pueden ser empresarios, sindicalistas y jueces; no se crean dueños de decirnos lo que tenemos que hacer".

Aunque todavía aquejado por el trajín de su gira por Asia y su reciente paso por Ecuador ("Vengo de un largo viaje, del que todavía no me recupero", admitió), el jefe de Estado se mostró de bueno humor. Pero endureció su postura al momento del discurso.

Tras repasar la Revolución de Mayo y destacar el "coraje" de los patriotas que "decidieron ser libres" y "no querían que alguien se creyese dueño de decir lo que tenían que hacer en su vida diaria", el jefe de Estado lo comparó con su triunfo electoral en 2015. "200 años después se repitió la historia.

En la elección de hace dos años, decidimos un cambio. Y el cambio también tiene que ver con ejercer nuestra libertad. La libertad de elegir donde trabajar, estudiar, cómo vivir, como desarrollarnos.

Que tampoco la política o algunos de la política o de la dirigencia, porque también pueden ser empresarios, sindicalistas y jueces; no se crean dueños de decirnos lo que tenemos que hacer", indicó.

"Eso no es así -prosiguió-: los ciudadanos somos los que tenemos el poder y elegimos servidores públicos, como el que les habla, para que nos ayude a trabajar y superar dificultades".

Hasta ahí, el mensaje de Macri no pareció una respuesta a la homilía del arzobispo de la Ciudad de Buenos Aires Mario Poli. Sin embargo, luego se refirió al 32 por ciento de pobreza que, según el INDeC, tiene el país y al que aludió el sacerdote. "Estamos comprometidos a reducir el nivel de pobreza que tenemos", aseguró. "El camino en el que creemos es el de poner los problemas sobre la mesa e ir superándolos, para que todos tengamos un mejor futuro", completó.

También en línea con lo expresado por Poli, Macri señaló: "Vamos por el camino correcto pero los tenemos que hacer juntos. Esta no es una tarea de un Presidente, de un Gobierno o de unos pocos".