Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
23 de octubre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Maduro dijo que el Gobierno de Macri es una "oligarquía miserable"
5 de agosto de 2017
El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, acusó hoy al Gobierno de Mauricio Macri de "oligarquía miserable" y enfatizó que "nadie" va a sacar a su país del Mercosur. "A Venezuela no la van a sacar del Mercosur. Jamás. Somos Mercosur de alma, corazón y vida. Algunas oligarquías golpistas como la de Brasil o unas miserables como la que gobierna Argentina podrán intentarlo mil veces, pero siempre estaremos ahí", aseveró el presidente venezolano en diálogo con la radio argentina Rebelde (AM 740), emisora ligada a Luis D'Elía.

Horas después, el Mercosur suspendió a Venezuela por atentar contra el orden democrático.

Maduro dijo que Macri tiene una obsesión con Venezuela y le pidió que "mejor se ocupe de todos los problemas que tiene la Argentina".

Incluyó al presidente argentino en un grupo de "empleados domésticos" de los sectores del poder de los Estados Unidos que gobierna y destruye a algunos países hermanos del continente.

Dijo que "no solamente destruye al pueblo argentino, no solamente agrede a la clase obrera argentina, a los pensionados, a las Madres de la Plaza de Mayo, no solamente encarcela a una mujer humilde de origen indígena como Milagro Sala, sino que es la punta de lanza de la agresión (...) contra el pueblo de Venezuela. Es la punta de lanza de la destrucción de la unión que hemos logrado América Latina y el Caribe. Es el portaestandarte de la búsqueda de un bloqueo económico, financiero, comercial, político como el que se e hizo a Cuba en los años 60, contra Venezuela".

Sobre lo que está ocurriendo en su país, Maduro señaló: "Somos víctimas de una agresión internacional que tiene su capítulo nacional con una oposición que se ha subordinado absolutamente a un plan intervencionista y que tiene como objetivo llevar el caos a Venezuela. A Venezuela se le están aplicando varias fórmulas; parte de lo que se le aplicó a la unidad popular y al presidente mártir Salvador Allende nos lo han intentado inocular durante varias oportunidades ahorita con toda la fuerza del poder económico. Y también fórmulas como las que se le aplicaron a Ucrania, de tratar de detener la sociedad, de someter la sociedad a través de la violencia, con grupos organizados. Nosotros hemos tenido que soportar 120 días de una campaña y de un asedio permanente con violencia interna que ha tenido como resultado centenares de víctimas". El presidente venezolano continuó con su resumen de lo que está ocurriendo en su país cuando señaló que a pesar de que la oposición tiene "todas sus garantías de participación política", tomó el camino de la violencia, del derrocamiento del Gobierno legítimo y de la obstrucción de la vida social del país.

Y siguió "Eso fue lo que me obligó a mí el 1° de mayo a tomar una decisión extraordinaria, que fue convocar, de acuerdo a los artículos de la Constitución, de acuerdo al derecho constitucional venezolano, al poder constituyente originario, a una Asamblea Nacional Constituyente, que fue lo que sucedió el domingo pasado. Una fiesta electoral donde el pueblo eligió una Asamblea Nacional Constituyente. La Constituyente se instaló el día de ayer y eso ha sido como un bálsamo para la vida social, política. La Constituyente ha abierto las compuertas, una nueva etapa".

Sobre la oposición de su país, Maduro señaló que tiene dos caras. Una de una violencia que quema, que destruye y que mata, y otra que muestra a sus dirigentes políticos que salen a poner una cara "y una voz suavecita". Maduro aseguró también que su país sufre una "andanada de desinformación" y una "campaña sucia hegemónica". En este sentido, después de señalar que confiaba "en el instinto, en la intuición de los pueblos de América Latina", aseguró que su país ha sufrido "uno de los ataques, de los asedios más feroces que en 18 años de revolución bolivariana hayamos conocido. Y estamos empezando a transitar una nueva cuesta, una nueva cuesta en paz . Vamos a reconquistar la paz, que es el bien más preciado que tenemos nosotros que cuidar".

Durante la entrevista, Maduro fue puesto en contacto con Milagro Sala, con quien cruzó saludos y elogios. "Estamos igual --le dijo Maduro a Sala--, asediados, perseguidos, martirizados, torturados de manera injusta e ilegal por los mismos de siempre, las mismas oligarquías, Milagro, resiste, que nos vamos a dar pronto un abrazo de victoria, te felicito por tu fuerza moral, resiste, que nosotros llevamos en nuestra alma el espíritu rebelde de los libertadores".