Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
23 de mayo de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Lavagna decidido a ir por la presidencia en octubre
Armó su comando de campaña y profundizó una ronda de diálogo con dirigentes. Por ahora, el principal escollo es Massa, pero habría un ofrecimiento que lo destrabaría
19 de abril de 2019
Roberto Lavagna ya es candidato presidencial, otra vez, como cuando le tocó perder por goleada en 2011 en aquella arrolladora campaña de Cristina Kirchner en 2011, un año después de enviudar.

El economista que fue clave para salir de la crisis en 2002 y que encabezó el histórico pago de la deuda con el FMI, ya lo decidió, aunque tardará algunas semanas en hacer el anuncio oficial.
La razón de esa postergación tiene nombre y apellido: Sergio Massa, quien siente que esta sí es su oportunidad, con un gobierno de Mauricio Macri en franca caída y una ex presidenta Cristina Kirchner que no muestra demasiadas ganas de volver al ruedo, más preocupado por los problemas de salud de su hija y por las causas judiciales que deberá afrontar este año.
La estrategia para solucionar el intríngulis Massa pasa por la posibilidad de que el tigrense vaya por la Gobernación y Lavagna busque gobernar cuatro años para luego cederle la presidencia al hombre que supo ser jefe de Gabinete de Cristina.

Si eso no prospera, aparece la figura de Marcelo Tinelli, el popular conductor oriundo de la bonaerense Bolívar.

“La gente ya siente que soy candidato”, dijo Lavagna, con 77 años cumplidos en marzo.

Sobre la calle Paraguay, casi avenida 9 de Julio, se encuentra el edificio “búnker” de Lavagna, quien está en pleno armado de una mesa de acción para desembarcar en la Provincia. El diputado Eduardo “Bali” Bucca, es uno de los convocados a una reunión la próxima semana. El legislador de Argentina Federal y nexo del lavagnismo con Marcelo Tinelli, no tiene aspiración personal para este año y está dispuesto a "trabajar para ayudar" a consolidar el tercer espacio.

El jefe de Gabinete de La Matanza, Alejandro "Topo" Rodríguez, el ex senador provincial Juan José Amondarain y el ex presidente de la Cámara de Diputados Eduardo Camaño, son los otros nombres que integrarían esa mesa. Rodríguez, amigo de hace más de 20 años de Lavagna, ya acordó con la intendenta de Matanza, Verónica Magario, una salida ordenada y en buenos términos. Uno de los puntos en los que Lavagna se concentra es en armar un equipo con fiscales para la elección provincial.

En la Ciudad, el lavagnismo también puso primera. El primero y, hasta ahora, único candidato lanzado para militar la campaña del economista es el legislador Roy Cortina. El socialista mantuvo un encuentro con la gente del entorno de Lavagna y junto a su hijo Marco Lavagna y el presidente de San Lorenzo, Matías Lammens -que quieren ambos lanzarse para jefe de gobierno porteño- están avanzando para formar una mesa local.

La semana pasada, Lavagna mantuvo dos reuniones claves: una con el GEN de Margarita Stolbizer y otra con Ricardo Alfonsín, Federico Storani y otros radicales críticos del Gobierno.

Además de entregarles una hoja con "las propuestas" para pensar el país, Lavagna plantó el objetivo de conseguir una foto de unidad con todos los referentes de la "tercera opción" juntos. Es decir, los candidatos de Alternativa Federal -Sergio Massa y Juan Manuel Urtubey-, Stolbizer, el gobernador socialista Miguel Lifschitz, y Alfonsín.