Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
27 de mayo de 2020
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Estados Unidos ya es el país con mayor cantidad de contagiados
Superó a China y a Italia. Los casos ascienden a 82.404 y hay más de mil muertos. El virus mató a 23.000 personas en cuatro meses a nivel mundial
26 de marzo de 2020
Mientras Donald Trump evalúa qué hacer frente a una crisis sin precedentes desde la Segunda Guerra Mundial y crecen las sospechas de que China está manipulando los datos, Estados Unidos pasó hoy jueves a liderar las estadísticas de contagiados por COVID-19 en el mundo.

De esta manera supera a China e Italia, según datos privados. La Universidad Johns Hopkins indicó que la cifra asciende a 82.404 casos en el país norteamericano, mientras el diario The New York Times calculó que son 81.321 los contagiados.

Con este nuevo informe se confirma el pronóstico de la Organización Mundial de la Salud de que ese país se convirtió en el nuevo foco principal de la pandemia.
"Estamos viendo una gran aceleración" en Estados Unidos, dijo un funcionario de la OMS el martes pasado y agregó que el país tiene el potencial de ser el nuevo epicentro de la crisis mundial.

En las últimas horas USA superó a China, que cuenta con 81.782 positivos y hasta entonces era el país con más casos registrado de esta enfermedad.

Italia está en la tercera posición, seguido por España.
Desde que comenzó a expandirse en la ciudad china de Wuhan, en diciembre, el nuevo coronavirus ya provocó al menos 23.000 muertos en todo mundo, según un balance establecido por AFP sobre la base de fuentes oficiales.
Por ​otro lado, los contagios producidos por la pandemia en todo el mundo ascienden a más de 500.000, distribuidos en 182 países diferentes.
Sin embargo, la cifra de los casos diagnosticados como positivos sólo refleja una parte de la totalidad, debido a las políticas dispares de los diferentes países.

Es que algunos sólo contabilizan a aquellas personas que necesitan una hospitalización, excluyendo a los pacientes asintomáticos o de riesgo leve.