Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
21 de octubre de 2021
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Fracaso diplomático de la Argentina en la cumbre de CELAC
Con Felipe Solá ya despedido y la falta de consenso, el organismos no debatió la propuesta que Alberto Fernández fuera elegido titular Pro tempore
18 de septiembre de 2021
En un pequeño avión en el cual viajaiajaba desde El Salvador a México, el ahora excanciller Felipe Solá se enteró que debaja su cargo tras ser despedido por el presidente Alberto Fernández, en una siatuación que se tornó muy incomoda.

Quien le comunicó la novedad, en un dialogo breve, según señalan fuentes del gobierno, fue el exjefe de Gabinete, Santiago Cafiero, quien tuvo que responderle con su nombre cuando Solá le preguntó extrañado quien sería su reemplazante.

En este marco, Solá viajó para participar de la Cumbre de la Comunidad de los Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), que en Ciudad de México tenía previsto designar a Alberto Fernández como su Presidente Pro Tempore.
Desde hace varias semanas la Cancillería argentina venía trabajando para obtener el consenso necesario para la designación de Alberto Fernández como presidente pro témpore de la Comunidad de los Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), lo que se iba a concretar en la cumbre del organismo que se desarrolló este sábado 18 de septiembre en la capital mexicana.

La crisis de la alianza de gobierno argentino, consecuencia de la derrota electoral del domingo, y la decisión de desplazar a Felipe Solá cuando ya había partido hacia México dejaron a la Argentina sin una representación del nivel necesario como para sostener la aspiración de Alberto Fernández de ocupar la titularidad de la CELAC.

De los 32 países de la Comunidad, nuestro país había alcanzado el apoyo de una mayoría casi absoluta con la sola excepción de Nicaragua. A último momento, se había logrado que el régimen del Daniel Ortega enviara una mínima representación a la cumbre de México para facilitar la elección de Alberto Fernández, que iba a viajar a México para asumir personalmente el cargo.

Enterado de la crisis argentina y de la ausencia de Alberto Fernández, Ortega envió a su canciller que en su intervención tuvo duras expresiones contra nuestro país.

“Argentina se convirtió en instrumento del imperialismo norteamericano subordinándose a sus intereses hegemónicos diseñando una estrategia para vulnerar y negar la soberanía de Nicaragua”, acusó Denis Moncada, el canciller del régimen de Daniel Ortega en su intervención.

“Nuestra posición clara y firme es de no voto, de no respaldo a Argentina para la presidencia pro tempore de la CELAC porque se ha atrevido a interferir en nuestros asuntos haciendo política propia, interviniendo vulgar y ofensivamente en clara e insultante sintonía con los yankis en temas internos de nuestra patria”, agregó.

Fue entonces cuando el canciller mexicano Marcelo Ebrard, anfitrión de la reunión, anunció que no estaba en el orden del día “el consenso” para elegir al próximo presidente pro témpore de la CELAC y agregó que la decisión se tomará dentro de “varios meses”. El mandato de México termina el 31 de diciembre.

La Argentina estuvo representada por Juan Carlos Valle Raleigh, subsecretario para América Latina.


rob