Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
17 de agosto de 2022
Seguinos en
Aborto: la Corte Suprema de EEUU derogó la protección constitucional
A casi 50 años de la sanción de la interrupción legal del embarazo, el máximo tribunal del país lo revocó
24 de junio de 2022
En una decisión controvertida, la Corte Suprema de los Estados Unidos, de mayoría conservadora, derogó el histórico fallo Roe vs Wade, que consagra el derecho constitucional al aborto en el país desde 1973. La votación de la Corte fue de 6 a 3 y el fallo confirmó un borrador escrito por el juez conservador Samuel Alito que había trascendido semanas atrás, y que indicaba que la Corte se inclinaba por esta polémica decisión que puso fin a un derecho que benefició por décadas la libre elección de las mujeres a interrumpir su embarazo.

La difusión de este documento interno del máximo Tribunal había sido algo inédito y había desatado una enorme polémica por la filtración de la medida.

El fallo de la Corte no hace que el aborto sea ilegal, pero dado que el acceso al procedimiento ya no se considera un derecho constitucional, los estados ahora pueden actuar para prohibirlo. Alrededor de la mitad de ellos ya han indicado su voluntad de hacerlo. El máximo tribunal, que desde la presidencia de Donald Trump tiene mayoría conservadora, ya había tomado el jueves otra polémica decisión que también alegró a los sectores más derechistas: avaló el derecho a portar armas en público, una medida que iba en contra del reclamo de limitar la compra y la portación que se alza entre los estadounidenses tras la ola de matanzas de los últimos meses.

Los expertos legales dijeron que la decisión de anular Roe vs Wade es una de las pocas veces que la Corte Suprema ha invalidado una decisión anterior que declaró un derecho constitucional, y fue la única vez que quitó un derecho que tuvo un apoyo público considerable.

El fallo era muy esperado. De hecho, estos días hubo partidarios a favor y en contra del aborto acampando frente al edificio de la Corte en Washington con pancartas. Para los opositores al aborto que han luchado contra Roe durante décadas, la decisión de la Corte fue una gran victoria. Pero fue una amarga derrota para los defensores del derecho a elegir, que lucharon por mantenerlos mientras los tribunales venían limitando u solicitud en las últimas cinco décadas.

El fallo se produjo en una disputa sobre una ley de 2018 aprobada por la legislatura republicana de Mississippi para prohibir los abortos después de las 15 semanas. La ley, que hacía excepciones para emergencias médicas o casos de anormalidad fetal grave, pero no para violación o incesto, fue inmediatamente impugnada y suspendida por tribunales inferiores.

Los partidarios dijeron que la medida tenía la intención de regular los "procedimientos inhumanos" y argumentaron que un feto es capaz de detectar y responder al dolor en ese momento de un embarazo.

Según había escrito el juez Alito en el borrador que sustentaba la decisión de la Corte de este viernes, “Roe estaba terriblemente equivocado desde el principio", escribió. "Es hora de prestar atención a la Constitución y devolver el tema del aborto a los representantes elegidos por el pueblo", según el documento que publicó Político.

La anulación de Roe avalaría casi de inmediato límites más estrictos en el acceso al aborto en grandes franjas del sur y el medio oeste, con aproximadamente la mitad de los estados listos para imponer inmediatamente amplias prohibiciones al aborto. Cualquier estado aún podría permitir legalmente el procedimiento, pero puede ponerle restricciones severas que lo hagan prácticamente imposible. En Texas, por ejemplo, ahora solo se puede abortar antes de que se escuchen los latidos del feto, que en algunos casos es a las 6 semanas de gestación, cuando muchas veces ni siquiera la madre sabe que está embarazada.

En ese estado también se penaliza a quienes ayuden a la mujer a abortar, desde los médicos hasta los taxistas que las lleven a la clínica, y también incentiva a cualquier ciudadano a denunciar la interrupción de un embarazo, con recompensas de hasta 10.000 dólares si ganan el litigio.

El fallo amenaza con convertir a Estados Unidos en un hervidero. Desde que se filtró el borrador, hubo más de 40 episodios de violencia, intimidación y vandalismo en centros para mujeres embarazadas e iglesias, según apuntó Susan Anthony de Pro-Life America.

Incluso a principios de junio, un individuo con un arma, un puñal, sogas y otros elementos fue detenido cerca de la casa del juez de la Corte Suprema Brett Kavanaugh en las afueras de Washington durante la noche. El hombre declaró que quería matar al juez por el borrador sobre el aborto y por la matanza en la escuela primaria de Uvalde, Texas.