Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
23 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Inseguridad: aumento de 56% en asesinatos
Son hechos exclusivos en asaltos. Solo en el primer trimestre de 2014 hubo 73 casos, El 74% de los crímenes se concentra en el Conurbano
30 de marzo de 2014
La inseguridad no da tregua en la provincia de Buenos Aires y a la fría estadística de 73 homicidios, ocurrido en el primer trimestre de 2014, se suma el escalofriante dato que hay en la actualidad un 56% mas de asesinatos en situaciones de robo,con un fuerte incremento con respecto a datos de los últimos tres años.

Lo fríos número revelan que en el primer trimestre del año hubo 73 casos violentos, contra 45 en 2012 y 47 en 2013, así se produce 1 cada 29 horas, y el 74% de los crímenes se concentra en el Conurbano.

Estas estadísticas no incluyen venganzas, ajustes de cuentas, femicidios ni delitos relacionados con la droga.

El Conurbano concentró 53 homicidios (74%). El distrito donde se produjo la mayor cantidad de episodios fue el más populoso, La Matanza (10), seguido de Florencio Varela, Moreno y Quilmes, todos con 7. En el resto de la Provincia fueron los otros 20, con Mar del Plata (8) y La Plata (4) al frente.

La inseguridad continuó siendo en estos tres meses la principal preocupación de la sociedad. Los crímenes, muchos de ellos resonantes, hicieron que los vecinos salieran a las calles a protestar. Hubo marchas en Lanús, Quilmes, José C. Paz, Moreno, Florencio Varela, Luján, General Rodríguez, Tres de Febrero y otros lugares.

El gobierno bonaerense atribuye gran parte del problema a la falta de policías, una definición simplista. Y la Nación se desentiende: el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, repite una y otra vez que la seguridad pública es competencia de las provincias.

El secretario del área, Sergio Berni, sólo se limita a contar los casos en la ciudad de Buenos Aires (en lo que va de 2014 hubo sólo 3 crímenes durante robos), porque es jurisdicción federal.

La Justicia también tiene su cuota –importante– de responsabilidad en el asunto por sus excarcelaciones exprés y la “puerta giratoria” de la que habló el presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti, hace ya seis años.

El nivel de violencia en los casos también es llamativo: 46 de las víctimas (el 64%) murieron baleadas. Las entraderas siguen tan vigentes como el año pasado. En la semana que pasó hubo en el Conurbano una serie de homicidios impactantes. Entre ellos, el de la docente Agostina Brega (28), mamá de un nene de 4 años, en Tres de Febrero (la balearon en la espalda) y el del repartidor de pollos Gastón Nieva (28), en Almirante Brown (le dispararon frente a su hijo de 7 años, a quien se vio llorar desconsoladamente ante las cámaras de TV).

El 14 de marzo, el crimen del colectivero Leonardo Paz (22), en La Matanza, cuando recién arrancaba con su profesión, motivó un paro de transportes de 12 horas que convirtió a la Ciudad y el Gran Buenos Aires en un caos.

Otro caso que conmovió fue el del abogado Marcelo Fernández Durañona (43), ocurrido el 17 de febrero en Quilmes. Le pegaron un tiro en el pecho cuando salió a abrirle el portón de su chalé a su mujer. Pero el drama no terminó ahí. Su esposa fue llevada secuestrada y la familia tuvo que pagar un rescate para que la liberaran.

Seis de los ocho policías asesinados en el primer trimestre del año en Provincia y Capital murieron en medio de robos. Asimismo, otro dato llamativo fue que 26 de las 73 personas asesinadas tenían entre 20 y 29 años (36%). Y 19 eran mayores de 60 años (25%).