Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
24 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
River es una máquina de golear y gustar
Ahora derrotó 3 a 0 a Defensa y Justicia y llegó a la punta del torneo. En Nuñez ya se empiezan a ilusionar con el bicampeonato y todo es felicidad
27 de agosto de 2014
River volvió a lucir y a golear, y llegó a la cima del Torneo de Primera División.

Esta vez ante Defensa y Justicia, que poco pudo hacer en el estadio Monumental, donde fue vapuleado por el conjunto millonario 3-0. Con tres goles de cabeza, dos del uruguayo Carlos Sánchez y uno del colombiano Teófilo Gutiérrez, producto de un destacado funcionamiento colectivo, el conjunto millonario quedó como líder transitorio del torneo, a la espera de lo que ocurra con Vélez mañana.

El equipo de Marcelo Gallardo, en el que además lució Leonardo Pisculichi, siguió elevando su producción y llegará de la mejor manera al trascendental duelo del domingo venidero ante San Lorenzo en el Nuevo Gasómetro.

Como en los anteriores encuentros, River salió a presionar en campo rival intentando siempre ser el dueño de la pelota y con una buena distribución y rotación, llevó peligro al arco defendido por Fernando Pellegrino.

Por su parte, Defensa intentó ser un equipo compacto para salir rápidamente de contra con Leandro González y Ciro Rius.

River avisó primero con una volea de Teo Gutiérrez que se fue alta y poco después Defensa casi abre el marcador tras un desborde de González por izquierda con pase para el uruguayo Washington Camacho, quien se demoró y su remate fue sacado en la línea por Leonel Vangioni.

River siguió insistiendo y abría grietas en la defensa visitante, que le permitían a sus delanteros llegar a posicoón de gol.

Así fue que a los 24 un remate de larga distancia de Jonatan Maidana fue contenido con esfuerzo por Fernando Pellegrino en dos tiempos. Y un minuto después Pisculichi habilitó a Teo, el colombiano dejó en el camino a Carlos Categlione para desviar por poco su remate cruzado.

Hasta que a los 33 Sánchez recuperó una pelota en el medio y habilitó a Pisculichi quien devolvió gentilezas lanzando un centro preciso que el uruguayo cabeceó al gol.

Nueve minutos más tarde, tras otra mala salida del equipo de Florencio Varela, Gutiérrez quedó mano a mano con Pellegrino, quien alcanzó a rechazar el remate del colombiano, pero no logró evitar que Sánchez tomara el rebote y de cabeza pusiera el 2-0 parcial.

En el segundo tiempo River bajó un poco la intensidad, pero cada avance tenía ese condimento que invitaba a soñar con una nueva conquista.