Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
20 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Aimar: el regreso del niño prodigio a River
El "Payaso" está a punto de regresa a River, el club de suss amores. Tiene 35 años y jugaría la Copa Libertadores con la banda en 2015
9 de diciembre de 2014
Los hinchas de River tienen otra buena noticia para este fin de años tras el aenuncio del regreso de un hijo prodigo del club: el volante Pablo Aimar, quien haría la pretemporada con el club de Nuñez.

El encargado de anunciar el regreso del ídolo fue el presidente de River, Rodolfo D'Onofrio. Los dirigentes siguen de cerca la pretemporada que Aimar realiza con un preparador físico, con el objetivo de mitigar los efectos de la inactividad futbolística -su último equipo fue Johor, de Malasia, del que se fue el 21 de abril de este año, luego de siete partidos y dos goles-.

"Es muy probable que se incorpore. Ojalá que se dé. Aimar se está entrenando y lo estamos esperando, pero seguro estará en la pretemporada en River y jugará la Libertadores. Depende de él", dijo el máximo dirigente de River.

El niño prodigio que se fue a Valencia (España) y redondeó una gran carrera que lo llevó a tocar Portugal y Malasia. Ahora sí, a los 35 años (nació el 3 de noviembre de 1979 en Río Cuarto, Córdoba), Pablo Aimar volverá a River para 2015.

El Payaso ya estuvo a un paso de regresar a Núñez en junio pasado, cuando era una de las prioridades de Gallardo, pero entonces necesitaba más tiempo para ponerse a punto.

Fue el propio DT el encargado de comunicar, en julio, que Aimar no iba a regresar al club. "Pablo ha sido el más claro de todos. No va a venir. Se acaba de operar. Lo dijo él. Hay que respetar eso. Y no confundir a los hinchas", reclamó entonces el entrenador.

Aimar es uno de los referentes del momento de oro que River vivió en la década pasada. Con la camiseta de los millonarios, Aimar ganó cinco torneos locales (Aperturas 96, 97 y 99 y Clausuras 97 y 2000) y la Supercopa de 1997, el último trofeo continental que los de Núñez incluyeron en su vitrina.

En caso de concretarse, la llegada de Aimar sería una apuesta similar a la que realizó Marcelo Gallardo con Leandro Pisculichi, quien resultó uno de los futbolistas más destacados de River en el semestre.

Ambos podrían repartirse el puesto de enganche junto al juvenil Tomás Martínez. Pero la lista de jugadores que podrían pegar la vuelta a River no se acaba en Aimar.

En los próximos días, una vez que finalice la actividad del semestre con las definiciones del torneo local y la Copa Sudamericana, D'Onofrio se juntará con Marcelo Gallardo para "definir los puestos a reforzar" de cara al año próximo.

Como sucede con la mayoría de los clubes de primera división, River dependerá de las ventas al extranjero para poder contratar refuerzos de jerarquía. El primer apuntado para emigrar es Lionel Vangioni, cuyo destino parece estar en Milan, de Italia.

De todas formas, River ya tiene a su primer refuerzo. Aimar, el mismo que emigró a Valencia en enero de 2001 a cambio de 24 millones de euros luego de enamorar a todos con goles y gambetas imposibles, está de regreso.