Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
19 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Parque Chacabuco: asesinan a un policía
Un sub-comisario se encontraba junto a su mujer, que resultó ilesa. Fue durante un feroz tiroteo. Hay un delincuente detenido y dos prófugos
12 de febrero de 2015
Un oficial de la Policía Federal fue asesinado en la noche del miércoles en un intento de asalto frente a su casa de la calle Centenera 1200 en el barrio porteño de Parque Chacabuco.

El ataque, en el que participaron al menos cuatro delincuentes, se produjo poco antes de la medianoche cuando el subcomisario Daniel Gustavo Mazzuco viajaba en su auto junto a su esposa, que resultó ilesa.

El policía se resistió a entregar su vehículo y se inició un feroz tiroteo. Trasladado al Hospital Churruca por una ambulancia del SAME, finalmente los médicos nada pudieron hacer para salvarle la vida.

Entre los atacantes hubo dos heridos, uno de los cuales logró fugar y el otro quedó detenido. El auto en el que se movilizaban apareció luego abandonado en la Villa Fátima. En el tapizado y las alfombras los se hallaron manchas de sangre.

Los asaltantes se desplazaban en un auto con el que cerraron el paso al vehículo del subcomisario, un Hyundai deportivo blanco de dos puertas. Mazzuco se resistió y comenzó un tiroteo en el que se intercambiaron al menos 20 balazos. Dos de los delincuentes resultaron heridos por los disparos del oficial, pero uno de ellos fue rescatado por sus cómplices. El restante herido fue abandonado en el lugar y fue trasladado luego al Hospital Piñero, en el barrio de Flores, donde los médicos lo operaron y continúa internado.

En inferioridad de condiciones, el subcomisario fue finalmente herido de varios disparo por uno de los asaltantes. “Se arrimó cerca de la puerta y le vació el cargador”, señaló uno de los vecinos que alcanzaron a ver el intento de robo.

La puerta del lado del conductor, donde se encontraba Mazzuco, presentaba el impacto de nueve proyectiles. La policía científica, que trabajaba esta madrugada en el lugar, identificó sobre el asfalto y cerca del auto unas 15 vainas servidas correspondientes a los disparos efectuados. También se observaba un arma abandonada en el lugar, al parecer por los atacantes.