Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
19 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Insaurralde se bajó como quería Cristina
El precandidato a gobernador bonaerense preferido por Scioli se sumó a quienes acataron el "baño de humildad" exigido por Cristina. Irá en Lomas
27 de mayo de 2015
El "baño de humildad" reclamado por Cristina Fernández esta vez tocó a un hombre cercano a Daniel Scioli.

El intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, debió bajar su precandidatura a gobernador bonaerense por el Frente para la Victoria y anunció que buscará la reelección en su distrito, mientras brindó su apoyo a Scioli para que "siga transformando el país".

"Voy a presentarme como intendente para que podamos cumplir todos esos sueños", dijo Insaurralde e instó a "seguir transformando Lomas, profundizando el proyecto nacional y popular" y "apoyando a Scioli para que siga transformando el país cuando sea presidente".

El jefe comunal sostuvo que mantenía los "mismos sueños" que tenía cuando asumió la intendencia y que tomó la "decisión" de buscar un nuevo mandato en su distrito "no sólo desde lo personal, sino desde lo político", para "seguir compartiendo esos sueños".

Insaurralde encabezó un acto junto a Scioli en el estadio polideportivo de Lomas de Zamora y dijo tener "una felicidad enorme", por lo que reclamó: "Vamos el 25 de octubre, que Scioli sea el próximo presidente de los argentinos".

Con la declinación de las aspiraciones de Insaurralde, luego del pedido de la presidenta Cristina Fernández de un "baño de humildad" para los postulantes oficialistas, los precandidatos a gobernador bonaerense que quedan en carrera son cuatro: Aníbal Fernández, Julián Domínguez, Fernando Espinoza y Sergio Berni.

Espinoza, jefe comunal de La Matanza y presidente del PJ bonaerense, ratificó hoy su postulación y adelantó que "como gobernador" será "coordinador de los intendentes", por lo que prometió "descentralizar la gestión y hacer mini gobernaciones para responder con eficiencia a las necesidades".

Insaurralde se mostró "agradecido" con la Presidenta por "esta etapa de inclusión" y reclamó "acompañar al proyecto con entusiasmo, coraje, protagonismo y sin tener miedo".

Por su parte, Scioli definió a Insaurralde como "un fiel exponente de esa nueva generación de jóvenes comprometidos". Al destacar la figura de Insaurralde, recordó que "mucho se habló" pero que "a la hora de la verdad, está demostrando que estuvo, está y estará a la altura de las responsabilidades".

Asimismo, hizo referencia al armado de la oposición y advirtió que "mientras otros se juntan como sea, el oficialismo "apela al voto a favor para seguir transformando la Argentina".

En esa línea, definió el acuerdo entre el PRO y el radicalismo como un "espacio recreado en una nueva alianza que encabeza el jefe de Gobierno" porteño, Mauricio Macri.