Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
19 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Espeluznante hallazgo de las dos turistas argentinas
Los cuerpos de Marina Menegazzo y María José Coni estaban "embolsados" y desfigurados. Suponen que al menos una de ellas fue abusada la noche en que se iban de Ecuador
28 de febrero de 2016
El peor final llegó de la manera más macabra para las argentinas Marina Menegazzo y María José Coni tenían 21 y 22 años, de quienes sus familiares no sabían nada desde el lunes 22 de febrero y la búsqueda ya era desesperada.

Recibieron la peor noticia: fueron halladas muertas, sus cuerpos estaban desfigurados con fuertes golpes, y metidos en bolsas.

Los familiares de las víctimas habían pedido cautela; luego la mamá de María José posteó: "Hoy Dios me quitó una de mis cinco estrellas".

"No descansaremos hasta encontrar al cobarde o los cobardes responsables de los sucedido con las dos chicas argentinas en Montañita", dijo el gobierno ecuatoriano.

Ell Ministerio del Interior de Ecuador dijo que los cuerpos de las chicas fueron encontrados "en un sector alejado en la playa de Montañita", una región turística ubicada a unos 250 kilómetros de Guayaquil y que es visitada especialmente por extranjeros.

Reveló que el jueves se produjo el hallazgo del primer cuerpo, que tenía muchas lesiones en la cabeza y que hizo imposible su identificación por lo que le tomaron las huellas dactilares.

Al día siguiente, aparecieron las primeras denuncias en la Argentina sobre la desaparición de las chicas. El dato que a las autoridades ecuatorianas las llevó a pensar que podría tratarse de una de ellas se dio ayer: hallaron un segundo cadáver a unos 40 metros de donde estaba el de Marina, el de María José.

Luego llegó la confirmación de las huellas digitales de que el primer cuerpo hallado era el de Marina. La data de muerte: "Fue entre la noche del 22 y la madrugada del 23 de febrero", afirmó Serrano Salgado.

"Fiscalía General de Ecuador inició hoy la investigación por la muerte de dos ciudadanas extranjeras ocurrida en Montañita, provincia de Santa Elena", confirmaron desde el organismo. Los cadáveres de las chicas que permanecían desaparecidas desde el lunes 22 de febrero presentaban heridas en la cabeza y en el resto del cuerpo y, de acuerdo con lo que indicó la FGE a través del fiscal Eduardo Gallardo, fueron "encontrados embalados".

Hasta el momento, dos personas fueron citadas a declarar ante la Fiscalía de Manglaeralto; una es la administradora del Hostal en donde se presume fueron vistas por última vez y la otra un presunto testigo del hecho.

Las jóvenes tenían previsto salir de Montañita el lunes 22 de febrero y viajar por tierra a Lima (Perú). En esa ciudad les esperaba una amiga, pero nunca llegaron. El jueves 25 debían tomar un avión rumbo a Santiago de Chile.

El fiscal Eduardo Gallardo, a cargo de la investigación por la muerte de dos jóvenes argentinas en Montañita, confirmó que uno de los cuerpos fue encontrado ayer y el otro recién hoy, a 40 metros de donde fuera hallado el primero.

Los cadáveres, precisó la información, "presentaban heridas en la cabeza y el cuerpo" y fueron "encontrados embalados".

La policía de Ecuador traslada uno de los cuerpos hallados en Montañitaelsol.

"Los cortes que tienen en la cabeza podrían llegar a determinar que se trata de un homicidio, pero eso lo informará el fiscal en base a los informes de los policías criminalísticos", dijo José Serrano Delgado, ministro del Interior de Ecuador que fuera el encargado de confirmar la muerte de las jóvenes.

Marina Menegazzo (izquierda) y María José Coni (derecha)

El funcionario agregó que "Marina tenía lesiones serias en la cabeza". "Estamos trabajando para determinar quiénes son los responsables. No vamos a permitir que esto termine en impunidad", recalcó.

Al ser consultado por el canal América sobre si podría tratarse de un ataque sexual, el ministro ecuatoriano indicó que "siempre puede haber, pero todavía no tenemos ningún indicio definitivo que nos permita decir que fue robo o ataque sexual".