Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
22 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
San Lorenzo y Lanús definen el torneo
Los de Boedo aprovecharon la derrota de Godoy Cruz y llegaron con sufrimiento. El partido decisivo se jugará este domingo en el Monumental
22 de mayo de 2016
San Lorenzo de Almagro igualó con Banfield 1-1 y gracias a la caída de Godoy Cruz en San Juan logró asegurarse un lugar en la final del torneo de Primera División, en la que enfrentará a Lanús en el Monumental, el próximo domingo desde las 16:15.

Además, se clasificó para intervenir en la Copa Libertadores de América 2017. El Nuevo Gasómetro enmudeció a los 26 minutos del primer tiempo cuando el uruguayo Santiago Silva abrió el marcador con un disparo bajo.

Pero Sebastián Blanco, sobre los 43 de ese período, logró la igualdad para el equipo de Pablo Guede, un resultado que le permitió quedarse con la Zona 1 del certamen tras la derrota del conjunto mendocino en el clásico cuyano.

Banfield comenzó mejor y sorprendió al dueño de casa, con Eric Remedi e Iván Rossi ganando en el medio campo. Y a partir de ese dominio empezó a edificar acciones para llevar peligro al arco de Sebastián Torrico.

A San Lorenzo se lo vio algo nervioso y luego de los 14 minutos, cuando todo el estadio grito el gol de San Martín de San Juan, el equipo se tornó impreciso y pareció desconcertado.

Pasados los 20 llegó lo mejor de la visita. A los 22 avisó Walter Erviti, quien perdió un mano a mano con Torrico. Minutos más tarde, el arquero local volvió a salvar su valla ante un cabezazo de Giovanni Simeone.

Y sobre los 26 llegó la apertura cuando, tras un error de Pedro Franco, Erviti habilitó a Silva y el delantero, abriendo su pie derecho, colocó la pelota junto al poste izquierdo para poner el 1-0.

Desde ese momento, San Lorenzo empezó a crecer poco a poco. Blanco avisó a los 28 con un remate alto y luego, a los 41, fue el mismo jugador quien exigió a Hilario Navarro con un disparo bajo.

La tercera fue la vencida para el volante, quien recibió una precisa asistencia de Nicolás Blandi y remató cruzado desde ángulo cerrado para sellar la igualdad parcial.

En el segundo capítulo San Lorenzo estuvo más ordenado y tuvo un poco más la pelota, ayudado en parte por el repliegue del adversario. Fernando Belluschi y Franco Mussis aportaron algunos tiros desde la larga distancia, pero ya fuera por Navarro o por las falta de puntería de los jugadores azulgranas el marcador no se movió.

Recién en el final, en dos acciones consecutivas, los dos tuvieron chances de ganar el encuentro. Primero fue Adrián Sporle quien estuvo cerca de darle la victoria al equipo de Julio César Falcioni. Y luego Jorge Rodríguez salvó de cabeza su arco cuando parecía vencido.

El partido terminó empatado y sólo hubo que esperar que, cinco minutos más tarde, se confirmara el triunfo de San Martín en San Juan para que la parcialidad azulgrana festejara alocadamente la clasificación para la final de la competencia doméstica y la entrada a la Libertadores del año próximo. En el campo, su equipo no había dado motivos para tanta alegría.