Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
25 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Habló taxista que sufrió brutal golpe en pleno centro
Casi sin mediar palabra, otro conductor lo golpeó porque lo tocó con el auto. Quedó inconsciente entre la calle y la vereda de Sarmiento
10 de enero de 2017
Una cámara de seguridad registró la brutal agresión a un taxista, a las 15:20 del 3 de enero, en pleno Centro porteño.

Todo empezó casi sin mediar palabra y la víctima quedó inconsciente entre la calle y la vereda de Sarmiento.

Las imágenes recién se conocieron el lunes y ya son virales.

Natalio Kowal habló con un móvil de Crónica, recostado en su cama, porque aún no recuperó la estabilidad.

"Iba por Diagonal Norte, doblo en Sarmiento, arranca el tráfico, el auto de adelante titubea y, sin querer, lo toco un poco. Paré, me bajé. Se bajó un muchacho, bastante grande físicamente, y me dice 'te voy a matar'", relata el taxista.

Se ve a un hombre que baja de un Ford Escort rojo y le grita. Natalio hace ademanes que indican claras intenciones de conciliar. Pero no sirvió de nada. El violento hizo lo que tenía pensado desde que bajó del coche y lo golpeó con alevosía.

"Te pido mil disculpas, se me escapó el auto", es lo último que llegó a decir Natalio. Sin ningún forcejeo previo, el hombre le dio una trompada y lo hizo caer de nuca.

El agresor ni se inmuta. No se preocupa por realizarle maniobras de RCP (Reanimación cardiopulmonar) y sólo atina a llamar por teléfono.

"Le pedí disculpas, le dije que los autos están bien, que no tenían nada. Abre la puerta del auto y me dice que llevaba a la novia y a un nene, de tres años, que no tenía cinturón de seguridad. Los dos estaban bien", continúa la víctima, que estuvo inconsciente por "unos 25 minutos".

"En ese momento se me hizo todo negro, no vi más nada. De repente veo que me están metiendo en una ambulancia y que no me podía mover. Estaba muy dolorido, con unos mareos terribles que todavía siento", detalla.

Natalio tiene 57 años y aún siente en el cuerpo lo que le pasó hace una semana.

"No me puedo parar. Si me llego a levantar ahora me caigo. Me tienen que llevar al baño porque pierdo la estabilidad. Ese día me asusté mucho. Fue terrible. Estaba trabajando y de repente estaba en el Argerich", dice.

Allí estuvo dos días internado. Otros cuatro en el santatorio de Colegiales y este lunes le dieron el alta para mantener reposo, por al menos 6 meses, en su casa. "Pero si no trabajo no como", aclara.

Respecto a las imágenes virales, Natalio dice que le permitieron entender lo que pasó: "Yo no sentí que iba a pasar algo, si no me hubiese cuidado. Pude ver dos veces el video, no lo quiero ver más porque me impresiona cómo salta arriba mío, como si yo fuera un animal que cazó. Cómo está tan desfigurada la humanidad", resume.

Lejos de la bronca que la situación generó en las redes sociales, Natalio hasta pide disculpas a su agresor: "La novia estaba bien, todos estábamos bien. Creo que él se asustó, se puso mal, creo que le arruiné la salida. Yo le pido mil disculpas, pero lamentablemente son accidentes que pasan".

Aún no trascendió la identidad del violento, pero el taxista iniciará acciones legales apenas logren identificarlo. "Me dijeron que hay un testigo que dijo en la comisaría cómo me pegó. En la semana voy a ir a hacer la denuncia. Mi abogada ya está haciendo las averiguaciones judiciales", afirma.

A Natalio le duele algo más que el cuerpo. "Lo que me mata es que yo tengo mi grupo de baile, yo bailo tango, y...no tener la estabilidad para hacer lo que me gusta...me gusta el baile, me gusta mi trabajo", dice llorando.

Al final, da un mensaje para todos: "me gustaría recordarle a la gente que los taxistas estamos dando un servicio, algunos lo hacemos mejor, otros no tan bien, pero somos importantes. En muchos momentos de la vida de la gente estamos presentes. Tenemos que ser humanos".
Noqueó a un taxista por un roce en el tránsito