Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
22 de agosto de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
El acto del camionero Moyano terminó en escándalo
Hubo maltrato a los reporteros que cubrieron el evento en el que estuvo la presidenta Cristina Kirchner. Personal de Presidencia vio todo y no hizo nada
4 de marzo de 2008
El acto de Hugo Moyano en Deportivo Español, que contó con la presencia de la presidenta Cristina Fernández, terminó en escándalo.

Periodistas y reporteros gráficos sufrieron maltratos y humillaciones varias que los obligaron a retirarse del lugar por parte de supuestos integrantes del gremio, a algunos de los cuales se los veía alcoholizados.

Todo comenzó ante la falta de un espacio adecuado para tomar imágenes, notas y audio.

Los periodistas de agencias nacionales, internacionales, radios y diarios se vieron obligados a perderse en la multitud, donde sufrieron intentos de robo y donde las mujeres fueron víctimas de manoseos e insultos.

Tras el sucesivo rechazo en cada uno de los accesos, varios trabajadores de prensa debieron soportar los indiscriminados empujones de los responsables de la seguridad de la CGT, que identificados con pecheras verdes eran los encargados de "dejar liberados todos los puntos de observación", según repetían.

"No hay lugar para la prensa. Llegaron tarde", justificaban, a pesar de que los medios habían arribado al lugar con más de una hora de anticipación y desde entonces recorrían sin éxito el estadio buscando un lugar apto para el trabajo.

Las agresiones fueron observadas por personal de Presidencia de la Nación, que no ofreció respaldo alguno a los periodistas.

Un caos.