Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
18 de agosto de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Incertidumbre: habría recesión en EEUU y faltaría combustible
El FMI y el Banco Mundial emitieron informes alarmantes sobre el futuro de la economía mundial. Creen que habrá recesión y que faltarán combustibles y alimentos
20 de marzo de 2008
La vida en el planeta va camino de complicarse aún más.

El Fondo Monetario Internacional considera que la economía estadounidense "permanece muy débil, ciertamente cerca de una posible recesión", según un reporte de la entidad citado hoy por la agencia de noticias ANSA.

Citando un borrador del Panorama Económico Mundial del FMI, que se publicará oficialmente a mediados de abril, ANSA dijo que el FMI considera que el dólar está "más bien fuerte" pese a la reciente depreciación, y que esperaba que los precios del crudo ronden los 95 dólares por barril este año y el próximo.

Por su parte, el panorama que visualiza el Banco Mundial sobre los altos precios de alimentos y combustibles no es para nada auspicioso para los próximos años.

Según el vicepresidente del Banco Mundial para la administración económica y la reducción de la pobreza, Danny Leipziger, “las altas cotizaciones han afectado a alrededor de 30 a 40 países en desarrollo y podrían permanecer elevados durante varios años”.

“La parte de investigación del Banco Mundial tiende a pensar que esto no es un asunto de un ciclo a corto plazo, sino que esto es un asunto estructural por razones de la demanda global, de lo que está sucediendo con los biocombustibles y los precios del petróleo, y probablemente esto se sostenga por varios años”, agregó.

Para el funcionario, estos “alcanzaron una etapa crítica, donde se registran protestas por alimentos en decenas de países o ciertos disturbios”.

Leipziger dijo que los países respondieron de diferentes formas para lidiar con los efectos de los altos precios, combinando políticas a corto y mediano plazo.

En las etapas iniciales de un problema como éste, “los países pueden depender de medios fiscales y sus reservas. Cuando persiste, creo que tienen que buscar soluciones a más largo plazo”, expresó.

Leipziger dijo que el Banco Mundial está en la actualidad evaluando la extensión de los problemas en cada país y que podría incrementar o agilizar el apoyo presupuestario a aquellos que más lo necesiten.