Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
6 de diciembre de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Isabel Perón, en la Justicia, a la espera de su extradición
La ex presidenta declaró ante la justicia española a la espera de una resolución que indique si será trasladada a Argentina para ser juzgada por delitos de lesa humanidad
14 de abril de 2008
La ex presidenta María Estela Martínez de Perón declaró hoy ante la justicia española en relación a los dos pedidos de extradición que pesan sobre ella solicitados por los jueces argentinos Norberto Oyarbide y Héctor Raúl Acosta, por la causa en la que investigan los delitos cometidos por la Triple A.

La Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional Española decidirá a lo largo de la mañana si la ex presidenta Argentina debe o no ser extraditada a Buenos Aires, aunque finalmente será el Consejo de Ministro el que tenga la última palabra, cuando deberá ratificar o no esa decisión, según informa la agencia oficial Télam.

La defensa de la viuda de Perón, que lleva 16 meses cumpliendo arresto preventivo en su chalé de la localidad de Villanueva de la Cañada, en Madrid, ratificó hoy la negativa de ella a ser extraditada alegando que tiene la nacionalidad española, aunque ella sea argentina de nacimiento y española por los años de residencia en el país europeo.

Isabelita, de 78 años, gobernó Argentina entre 1974 y 1976, y fue detenida en su domicilio madrileño el 12 de enero de 2007 por orden del juez Juan del Olmo, después de que la Justicia argentina solicitara su arresto. En dos ocasiones ya negaron la extraditadición al país alegando que tiene nacionalidad española y el juez decidió dejarla en libertad provisional a la espera de la decisión sobre su entrega.

Meses atrás, Oyarbide había admitido que existían suficientes pruebas para inculpar a la ex presidenta. Los documentos dan cuenta de que sabía del accionar de la Triple A y su dependencia de José López Rega.