Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
18 de agosto de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Anunciaron la devolución de retenciones a productores
Finalmente, el Gobierno anunció el sistema de reintegros de retenciones a unos 62.500 pequeños productores y subsidios para los fletes. Federación Agraria las criticó
18 de abril de 2008
El Gobierno nacional anunció finalmente esta noche el sistema de reintegros de retenciones para unos 62.500 pequeños productores de soja y girasol de la cosecha
2007-2008, y los subsidios para los fletes, en una medida que busca también el blanqueo de los que no están inscriptos en la AFIP.

La medida apunta a compensar el alza de retenciones aplicada el 11 de marzo último, que puso al campo en pie de guerra con un inédito paro de tres semanas que dejó al país desabastecido.

El nuevo sistema funcionará en la órbita del Ministerio de Economía y alcanzará a los chacareros que produzcan hasta 500 toneladas de soja y girasol, anunciaron en la Casa Rosada el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, y el ministro de Economía, Martín
Lousteau.

Inicialmente los anuncios no fueron bien recibidos por la Federación Agraria, cuyo titular, Eduardo Buzzi, dijo que "esta medida no resuelve el problema de las retenciones móviles" y además alertó que dejará a muchos productores fuera de la
devolución, mientras que "no hace nada con los pooles de siembra que monopolizan la soja".

Buzzi también se quejó de que el gobierno no les haya informado sobre esta medida en la reunión que mantuvieron este jueves en la Casa Rosada, porque "hubiese sido mejor analizarse cara a cara".

Según anunció el Gobierno, en el caso de la región pampeana, además de las 500 toneladas, los productores alcanzados por este beneficio no podrá tener más de 150 hectáreas en la zona pampeana, o 350 en las zonas extrapampeanas.

Además, será necesario que se acredite que en el año anterior la facturación en concepto de productos agropecuarios no haya superado los 500 mil pesos netos de IVA, y que en el año en curso no se prevea una facturación superior a 800 mil pesos netos de IVA.

En pos de agilizar el trámite, será necesario presentar una declaración jurada y estar inscripto en la AFIP y en el registro de operadores de granos.

El que no cumpla con esos requisitos tendrá la posibilidad de inscribirse para cobrar el reintegro, ya que así también se busca blanquear todas las operaciones en el mercado agrícola, explicó el jefe de Gabinete.

Se aclaró, además, que "quedan al margen el arrendador comerciante de granos que obtenga como pago soja y girasol, y la comercialicen, porque se busca garantizarle el trabajo al productor y no al que alquila campos".

Se pagará en concepto de reintegro la diferencia que existe entre la retención vigente al 10 de marzo último y la que resulte del régimen de retenciones móviles".

"Si antes debía pagar el 35 y ahora el 40, se abonará la diferencia", dijo el jefe de Gabinete.

También sostuvo que "se busca que el trámite sea ágil, para lo cual esa declaración jurada deberá ser visada por la entidad gremial al que pertenece el agricultor (Federación Agraria, CRA, Coninagro o Sociedad Rural), y además por las autoridades
municipales, que conocen los títulos de propiedad de los productores".

El jefe de Gabinete estimó que la devolución de reintegros se cobrará a más tardar en 60 días.

Indicó, además, que se está "formalizando un acuerdo con Chaco y Entre Ríos por el cual la provincia será la encargada de presentar los pedidos y pagarlos de inmediato", y señaló que "si hubiese otra provincia que se quiera sumar, lo haremos".

Además, a través de la resolución 285, se creó un régimen destinado a compensar el transporte de granos (soja y girasol) producidos en provincias extrapampeanas, que fue elogiado por Buzzi.

Estas compensaciones o subsidios al flete de toda la región extrapampeana serán porque tienen un costo adicional.

Ahora, el Gobierno pagará la diferencia de transporte entre el lugar del producción hasta 450 kilómetros antes de llegar.

Es decir, se abonará el equivalente al flete de esos 450 kilómetros.

"Esto, para las economías regionales, es una ayuda muy importante que hace que el productor no solamente retrotraiga la situación, sino también que hay un plus de inferior retención", sostuvo Fernández.