Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
12 de diciembre de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Ante el delito, la Iglesia pidió asumir la "responsabilidad"
El vocero del Episcopado sostuvo que "la sociedad necesita decisiones para cubrir el desamparo" y aconsejó a la jueza Carmen Argibay no contestar con estadísticas
24 de marzo de 2009
El vocero del episcopado, Jorge Oesterheld, afirmó que "hay gente que tiene mayor responsabilidad" en el tema.

Declaró que "la sociedad necesita decisiones para cubrir el desamparo" y aconsejó a la jueza Carmen Argibay no contestar con estadísticas.

Oesterheld adelantó que los obispos emitirán un comunicado pronunciando su preocupación por el tema de la inseguridad que "afecta siempre a los más pobres".

Además, Oesterheld expresó: "La inseguridad genera una sensación de desamparo que preocupa y tiene que ser cubierto por quienes tienen la responsabilidad. No estoy de acuerdo con que todos somos responsables. Hay gente que tiene más responsabilidad". Reiteró que "no se puede responder con estadísticas ni jurisdicciones. No puede ser que los responsables estén mirando los problemas”.

La ministra de la Corte Suprema de Justicia, Carmen Argibay, sostuvo este lunes que es "absurdo" reclamar la pena de muerte contra los delincuentes, y aseguró que la problemática de la inseguridad está "inflada" por los medios de comunicación, ya que los delitos ocurren "desde Caín y Abel".

Con respecto a las declaraciones de la jueza Carmen Argibay, el vocero del episcopado dijo que "no es bueno contestarle a la gente. Las declaraciones de Argibay de alguna manera son tapar el sol con las manos. No es bueno ponerse a contestar con estadísticas ni con sensaciones, se necesitan decisiones para sentir que ese desamparo está cubierto".

Desde hoy a la mañana veinticinco obispos están reunidos para abordar temas pastorales y analizar la situación del país, con eje en el recrudecimiento del conflicto entre el Gobierno y el campo, y la inseguridad.

El vocero del episcopado señaló que, al igual que el año pasado, la Iglesia está "preocupada por el clima de conflicto" entre los argentinos, y advirtió que "la paz social está alterada en el país".