Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
18 de agosto de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Exigencia de Uruguay
Le reclamó formalmente a la Argentina que "frene los nuevos cortes de ruta" anunciados por la comunidad entrerriana. Cautela argentina ante un nuevo conflicto
11 de octubre de 2006
Mientras que el ministro de Medio Ambiente de Uruguay, Mariano Arana, exigió al gobierno de Néstor Kirchner que tome medidas para frenar el nuevo bloqueo del tránsito, tal como lo hizo con otros cortes de rutas en el pasado, el jefe de Gabinete, Alberto Fernández, pidió tratar el tema con cautela.

El corte está previsto para el próximo fin de semana, entre el viernes y el domingo, en los puentes internacionales que unen las ciudades de Gualeguaychú y Fray Bentos y las de Colón y Paysandú para protestar contra la construcción de las plantas de celulosa frente al río Uruguay.

"Supongo que el gobierno tendrá decidido tomar las medidas, como lo hizo frente a otras interrupciones de circulación en distintos lugares de la Argentina, particularmente en el sur del país, un tiempo atrás", afirmó el ministro Arana en declaraciones a radio Concepto.

En esta línea, reclamó que prime "la sensatez" y el "respeto a las disposiciones vigentes a nivel nacional e internacional" en y recordó el artículo primero del Tratado de Asunción, que establece el derecho a la libre circulación entre los países miembros del Mercosur.

El ministro de Tabaré Vázquez reconoció el derecho de los vecinos de Entre Ríos de “expresar sus opiniones", pero rechazó que se acuda a "medidas de fuerza" como los cortes de ruta. "Así no se logra la aproximación", se quejó.

Prudencia. Por su parte, Alberto Fernández, evitó delantar si desde la Casa Rosada se instrumentarán acciones para evitar la nueva protesta, tal como reclama Uruguay, y pidió "cautela".

"Tenemos que estudiar bien el tema, ver a qué responde [el retorno de las protestas] y manejarnos con prudencia como hemos hecho hasta ahora", aseguró el funcionario en declaraciones a radio Continental.

"Las declaraciones sirven de poco. Es un tema delicado, hay un conflicto internacional en el medio y hay un planteo argentino ante un tribunal internacional", insistió en alusión a la demanda que el Gobierno inició contra Uruguay ante la Corte de La Haya.

Además, evitó responder si retomar el método de los bloqueos perjudica a la Argentina en el conflicto. "Es un mecanismo de reclamo de los vecinos y lo hemos respetado siempre", afirmó.

En este contexto, no quiso adelantar si el Gobierno estudia llevar adelante acciones concretas de disuasión para evitar que los ambientalistas vuelvan a cortar las rutas entre el viernes y el domingo próximos, tal como decidieron anoche. "Vamos a analizar el tema con el Presidente", se excusó.