Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
18 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Sergio Massa le dio un duro golpe al Kirchnerismo
El intendente de Tigre venció al candidato de Cristina Fernández y le dio un duro golpe. Ahogó la posibilidad de la reelección. Quedó como presidenciable de cara a 2015
11 de agosto de 2013
El Frente para la Victoria lograba hoy la mayor cantidad de votos a nivel nacional en las primarias con vistas a las legislativas del 27 de octubre próximo, pero el líder del Frente Renovador, Sergio Massa, daba el golpe al vencer al oficialista Martín Insaurralde en el estratégico distrito bonaerense.

Con el 13,6 por ciento de las mesas escrutadas, el Frente Renovador alcanzaba el 31,9 por ciento de los votos mientras que el FpV lograba 27,4 puntos en el principal distrito electoral del país.

Massa emergía así como el gran ganador de las primarias al triunfar sobre el candidato que empujaron hasta último momento la presidenta Cristina Kirchner y el gobernador Daniel Scioli, aún en localidades del conurbano donde se esperaba un triunfo claro del kirchnerismo.

En la Ciudad de Buenos Aires, las listas de precandidatos de UNEN sumaban un buen caudal de votos con vistas al 27 de octubre, que les permitiría dar dura pelea en caso de que las fuerzas que lo integran logren mostrarse como una unidad compacta.

Con el 39 por ciento de las mesas escrutadas, los candidatos de UNEN sumaban el 31,30 por ciento para senadores, contra 30,79 puntos del PRO, mientras que para diputados, y siempre sumando a todos sus candidatos, lograban el 34,6 por ciento de los votos contra 27 por ciento del PRO.

El cristinismo perdía en provincias clave como Córdoba, Santa Fe y Mendoza (ganaba Julio Cobos), como se esperaba, aunque con distintos márgenes de diferencia.

El partido de gobierno se hacía fuerte en el norte y sur del país, aunque en Chubut, Mario Das Neves derrotaba al candidato kirchnerista, el ministro de Agricultura, Norberto Yahuar.

En cambio, fuertes líderes del kirchnerismo, como Juan Manuel Urtubey en Salta y Sergio Urribarri en Entre Ríos, se imponían con amplitud.

El cristinismo sufría un duro revés en Santa Cruz, donde el radicalismo (de la mano de Eduardo Costa) se alzaba con la victoria por sobre los candidatos del gobernador Daniel Peralta y la lista armada por Máximo Kirchner con dirigentes de La Cámpora.

Las primeras elecciones primarias legislativas de la historia argentina transcurrieron con normalidad, en lo que representó el debut del sufragio optativo para adolescentes de entre 16 y 18 años.

Los comicios arrancaron con dificultades en varias zonas del país, en medio de las recomendaciones de las autoridades para que los ciudadanos fuesen a votar temprano, aunque la implementación del nuevo sistema de padrones se desarrolló sin mayores inconvenientes.

Las primarias constituyen la mejor encuesta posible de lo que serán las elecciones legislativas del 27 de octubre próximo, y pueden generar reacomodamientos entre los partidos de la oposición, además de definir quiénes serán los candidatos definitivos para las generales.

Participó el 75,90 por ciento del padrón y mucha gente fue muy tarde a votar, lo que representó la participación en los comicios de más de 23 millones de votantes de un total de 30.530.323 habilitados.

Al presentarse en el Centro de Cómputos, el ministro del Interior, Florencio Randazzo, destacó que estos comicios se desarrollaron "con orden y normalidad" y sostuvo que permitieron "ampliar los derechos para los más jóvenes".

En este turno electoral se eligieron candidatos a diputados en los 24 distritos del país, mientras que en el caso de los senadores fue el turno en ocho jurisdicciones: Ciudad de Buenos Aires, Santiago del Estero, Chaco, Entre Ríos, Tierra del Fuego, Neuquén, Río Negro y Salta.

El 27 de octubre se renovará un tercio del cuerpo del Senado nacional (se elegirán 24 senadores de un total de 72) y la mitad de las bancas de Diputados (127 sobre 257 escaños).