Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
23 de agosto de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Jubilados bonaerenses dejarán de pagar impuesto inmobiliario
Jubilados y pensionados de la provincia que tengan vivienda única dejarán de pagar el gravamen recién a partir de agosto
2 de junio de 2006
Los jubilados y pensionados de la provincia de Buenos Aires que tengan una vivienda única dejarán de pagar el Impuesto Inmobiliario recién en agosto próximo, por lo que ahora deberán abonar la boleta que les llegó en a su domicilio y que vence este mes.

De acuerdo con el anuncio formulado por el subsecretario de Ingresos Públicos, Santiago Montoya, se demora así la aplicación de este beneficio que había sido anunciado a principios de mayo y que incluye a aquellos pasivos que perciben sus ingresos a través de la ANSeS o del Instituto de Previsión Social (IPS) y que tributan el Inmobiliario bonaerense.

Esa medida alcanzará solamente a quienes cobran haberes menores a 1.250 pesos mensuales y tienen una propiedad única edificada en la Provincia con una valuación fiscal de hasta 180.000 pesos como máximo.

A partir de la definición de Montoya, entonces, el beneficio para estos sectores se aplicará desde agosto, cuando venza la tercera cuota del Inmobiliario, de acuerdo con lo indicado por el diario El Día de esta ciudad.

El funcionario explicó que ese es el "tiempo lógico" que lleva el cruce de datos entre la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSeS) y la dirección de Rentas.

Por eso, hasta tanto reciban la comunicación en sus recibos de haberes, los jubilados y pensionados deberán abonar la cuota que vence este mes.

"La ANSeS está trabajando para resolver rápidamente el tema, pero tomarse dos meses para resolver un problema de 30 años no parece demasiado", justificó Montoya, quien pidió "un poquito más de paciencia para nuestros abuelos que se lo merecen, pero necesitamos que esperen la notificación en sus recibos de haberes".

La demora en la aplicación de este beneficio había generado la queja de los futuros beneficiarios.