Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
25 de noviembre de 2017
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Autopista 25 de Mayo tiene su Metrobus
Lo usan seis líneas de colectivos, combis y micros de larga distancia. El tiempo de viaje, según cálculos del Gobierno porteño, se reduce un 50%
6 de octubre de 2015
El Metrobus, el sistema de transporte público que el macrismo convirtió en un símbolo para exhibir en la campaña presidencial, tiene desde este lunes un nuevo ramal en la Ciudad.

Es el que transita por la autopista 25 de Mayo, en un carril central exclusivo y reversible que no sólo usarán los colectivos, ya que también está disponible para las combis, micros de larga distancia y vehículos de emergencia.

Según cálculos hechos desde la Subsecretaría de Transporte, los tiempos de viaje se reducirán en un 50%, ya que el carril exclusivo aislará a los ómnibus de la congestión habitual que sufre la 25 de Mayo.

El viaje inaugural realizado con la prensa y funcionarios, duró 11 minutos y otro que se realizó en hora pico demandó 30 minutos.

El recorrido arrancó en Lima e Independencia, y el colectivo se detuvo en el nuevo túnel que sirve de enlace de la 25 de Mayo con la Perito Moreno (también hay una salida para seguir por Dellepiane).

La parada se debió a que en el bus, un interno de la línea 53 (que usará el carril) viajaban, en plena campaña electoral, el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, la vicejefa, María Eugenia Vidal, el jefe de Gobierno electo, Horacio Rodríguez Larreta, el ministro de Desarrollo Urbano, Daniel Chain, y el subsecretario de Transporte, Guillermo Dietrich.

El Metrobus de la 25 de Mayo es el primero del sistema de transporte que se instala en una autopista. El carril central tiene 7,5 kilómetros. Comienza a la altura de Entre Ríos.

Entre esa avenida y la subida o bajada desde la 9 de Julio, los colectivos y las combis se mezclan con el resto del tránsito, una situación que puede retrasar los tiempos de viaje.

El sistema tendrá, en cada sentido, dos franjas horarias de funcionamiento. Entre las 6 y las 12 circulará hacia el centro de la Ciudad, mientras que entre las 15 y las 21 lo hará desde el centro hacia el conurbano. El corredor permanecerá cerrado durante tres horas, que se utilizarán para despejar la vía y disponer el cambio de sentido. Tampoco funcionará de noche ni, por ahora, los fines de semana.