Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
23 de agosto de 2019
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Trasladan la Acrópolis de Atenas a un nuevo museo
Con un monto de 2,5 millones de euros, la mudanza de estatuas y bloques esculpidos de la antigua Grecia serán llevados a un nuevo lugar para ser exhibidos
14 de octubre de 2007
El traslado de las estatuas y bloques esculpidos de la Acrópolis de Atenas hacia un nuevo museo, situado al pie de la colina, comenzó este domingo con el desplazamiento de una parte del friso norte del Partenón, que pesa 2,3 toneladas.

Con el transporte de este primer contenedor, comenzó una de las "mudanzas" más grandes y caras de la historia de la capital griega.

Durante los próximos meses se transportarán alrededor de 300 estatuas y partes de frisos, así como 4000 objetos menores representantes del Clasicismo.

El traslado costará más de 2,5 millones de euros, según datos del ministerio de Cultura griego, y durará unos tres meses.

El transporte de los objetos está asegurado por un valor de 400 millones de euros.

La televisión griega interrumpió esta mañana su programación para transmitir en directo el primer traslado.

La mayoría de los objetos cambiarán de lugar después de permanecer más de 2500 años en la Acrópolis.

Para la operación se pusieron en marcha tres enormes grúas que levantarán los antiguos tesoros desde la región suroriental del muro de la Acrópolis en torno a unos 60 metros y los llevarán por un empinado declive hasta el teatro de Dionisos. Desde allí serán trasladados hacia el nuevo museo de acero y cristal, situado a unos 400 metros de distancia, que se abrirá al público a comienzos de 2008, según lo previsto.

Los griegos esperan que con la apertura del nuevo museo aumenten también las posibilidades de traslado a Atenas de las piezas del friso que se encuentran en el Museo Británico. Grecia exige desde hace décadas la devolución de esos tesoros culturales para exhibirlos en el nuevo museo situado debajo de la Acrópolis.