Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
19 de septiembre de 2021
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
En el conurbano, a más de 6 millones de personas no se les aplicó vacuna alguna
El 53% de la población no recibió siquiera la primera dosis. Solo el 10,5% están inmunizados por completo, menos del total nacional. Kicillof fue de los primeros en vacunarse
24 de julio de 2021
El conurbano, la capital del kirchnerismo, tiene los peores índices de vacunación contra el coronavirus de la Argentina.
Lo mismo ocurre en La Matanza, donde el peronismo en sus distintas vertientes nunca perdió una elección.
Seis millones de personas que viven en el Conurbano esperan todavía la primera dosis de la vacuna contra el Covid-19, siete meses después del comienzo de la vacunación en la provincia de Buenos Aires. Se trata del 53,7% de la población total de un área que comprende a 24 distritos del primer y segundo cordón, los más populosos, que ni siquiera fueron inmunizados una vez.

Además, apenas el 10,5% de los habitantes del Conurbano completaron el esquema de dos dosis de la vacunación.

Exactamente 5.284.169 personas recibieron la primera dosis de la vacuna contra el Covid-19 en los distritos que comprende el primer y segundo cordón del conurbano, donde viven 11.410.537 personas.

Equivale al 46,3% del total, por debajo de la cifra nacional, que alcanza casi el 51%.

La información surge de la Sala de Situación del Ministerio de Salud bonaerense, con datos hasta el jueves 22 de julio.

Los porcentajes del área más poblada de la Provincia también se ubican por debajo de los de todo el país en lo que tiene que ver con aplicación de segundas dosis.

La Argentina tiene los números más bajos de inmunización de buena parte del mundo, en un contexto de fuerte retraso en las aplicaciones.

Apenas el 13% de los argentinos ya fue inmunizado por completo.

En el conurbano ese número es menor, ya que sólo el 10,5% de sus habitantes fue vacunado en su totalidad. Exactamente son 1.200.135 las personas que ya recibieron las dos dosis.

Como ejemplo más cercano, en la Ciudad de Buenos Aires se aplicaron 568.036 segundas dosis sobre una población total de 3.078.836 personas. Representa el 18,45% del total vacunado por completo.

En primeras dosis, la administración de Horacio Rodríguez Larreta también muestra mejores performances que la de Axel Kicillof en el Conurbano. Se dieron ya 1.892.961, el 61,5% de la población porteña.

Vacunación, distrito por distrito En la comparación distrito por distrito, sólo tres superan el filtro del 15% de aplicaciones de segundas dosis sobre el total de la población: Morón, Vicente López y Avellaneda.

En el caso del distrito que gobierna el oficialista Lucas Ghi ya se vacunó por completo al 19,1% de la población y con al menos una dosis al 72,5% de los moronenses.

En el municipio que gobierna Jorge Macri, de Juntos por el Cambio, se les aplicó dos dosis al 17,5% de los habitantes y con una al 72,3%. En el que lidera Alejo Chornobroff tras el paso de Jorge Ferraresi al Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat, se vacunó al 16.8% con dosis y al 67,3% con al menos una.

Entre los que peor performance de vacunación tuvieron en estos siete meses hay diez distritos, que aplicaron las dos dosis a menos del 10% de sus respectivas poblaciones y en ningún caso superan el 50% de habitantes vacunados de manera parcial.

La Matanza, Merlo, Tigre y José C. Paz, todos distritos que responden al Frente de Todos, oscilan entre el 7,3% y el 7,8% de vacunados con dos dosis y son los de más bajo índice en ese sentido. La Matanza, además, inmunizó con una dosis a sólo 28,5% de su extensa población, unas 664.591 personas de las 2.327.874 que viven allí.

El argumento que esgrime el municipio que gobierna Fernando Espinoza es que la mitad de la población matancera es menor de 18 años, franja etárea que todavía no fue incluida en la campaña de vacunación. De los inscriptos, explican, "se vacunaron ya entre el 70% y el 75%".

Los otros distritos que no alcanzan el 10% de los vacunados con dos dosis son el cambiemita San Miguel (8,5%) y los oficialistas Malvinas Argentinas (8,6%), Moreno (9%), Florencio Varela (9,2%), Almirante Brown (9,3%) y Esteban Echeverría (9,6%). Apenas por encima del 10% de vacunados con el plan completo, pero por debajo del promedio nacional, se ubican Quilmes (10,8%), Lomas de Zamora (11%), Ezeiza (12%). General San Martín (12,4%), Berazategui (12,8%) y San Fernando (12,9%), todos del Frente de Todos.

El 13%, además de los primeros tres de la lista, lo superan otros cinco distritos del Conurbano: los oficialistas Ituzaingó (14%) y Hurlingham (15%), y Tres de Febrero (13,4%), San Isidro (14%), Lanús (14,1%), tres intendencias que gobierna Juntos por el Cambio.

Una baja en la curva de segundas dosis

La demora en la llegada de dosis se ha notado en las últimas semanas de julio en el Conurbano, pero también en toda la provincia de Buenos Aires. A nivel provincial, desde el domingo 11 al lunes 19 los números de aplicación fueron realmente bajos, inferiores inclusos a los de junio. Se aplicaron en esos nueve días sólo 41.243 segundas dosis, a razón de 4.582 por día.

El 20 de julio hubo un salto exponencial, con 130.536 aplicaciones del segundo componente, pero en los últimos días volvió a estancarse esa cifra.

Fueron 54.284 y 17.447, respectivamente, las segundas dosis que se dieron el 21 y 22 de este mes.