Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
18 de mayo de 2024
Seguinos en
Roban datos de todas las licencias de conducir del país
Se trata de las imágenes de casi 6 millones de licencias de conducir y piden un rescate de 3 mil dólares. Además, dejaron un mensaje para Javier Milei
16 de abril de 2024
Una importante base de datos del Estado Nacional fue comprometida una vez más, esta vez afectó a la Agencia Nacional de Seguridad Vial.

Un grupo de hackers robó los datos de todas las licencias de conducir del país, alrededor de 5,7 millones en total, y las puso a la venta en internet.
Los datos, disponibles por un precio de 3.000 dólares, sugieren que el ataque podría tener motivaciones políticas más que un objetivo económico.

A diferencia de un robo de datos tradicional, donde se busca una recompensa o chantaje a la entidad afectada de forma discreta, en este caso los datos fueron ofrecidos directamente a un precio relativamente bajo para el mercado de delitos cibernéticos.

La hipótesis política se fortalece debido a las tres licencias de conducir destacadas en el comunicado del grupo de hackers: las de las autoridades del presidente Javier Milei, la Ministra de Seguridad Patricia Bullrich y el Ministro de Defensa Luis Petri.

El grupo atribuyó la responsabilidad del robo de datos a Milei, argumentando en un mensaje en inglés que "al presidente Milei no le interesa tener un plan de ciberseguridad, a diferencia de otros países del mundo".

La filtración de datos fue revelada este martes por la tarde por la firma británica BCA LTD, especializada en análisis de amenazas cibernéticas.

Los hackers también revelaron las imágenes de las licencias de conducir de varias figuras públicas, incluyendo a Marcelo Tinelli, Guillermo Francella, Tini Stoessel y Peter Lanzani, entre otros, con el objetivo de llamar la atención sobre la filtración.

Aunque en Argentina el carnet de conducir solo certifica la aptitud para conducir un vehículo, no se puede subestimar el peligro de esta filtración, ya que contiene información sensible sobre los ciudadanos, como si son donantes de órganos y los domicilios de los conductores, que ahora están disponibles para quien ofrezca el mejor precio.