Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
3 de marzo de 2024
Seguinos en
Beneficios para hemoderivados
El Hospital Británico y la Planta de Hemoderivados de la Universidad Nacional de Córdoba trabajan conjuntamente en el mejoramiento de la calidad de productos extraídos del plasma sanguíneo mediante un convenio de reciprocidad.
24 de febrero de 2012
El Hospital Británico y la Planta de Hemoderivados de la Universidad Nacional de Córdoba trabajan conjuntamente en el mejoramiento de la calidad de productos extraídos del plasma sanguíneo mediante un convenio de reciprocidad.

De este modo, el Hospital Británico entrega el plasma excedente producido mediante las extracciones voluntarias de pacientes al Laboratorio de Hemoderivados de la Universidad de Córdoba para la producción de insumos como Albúmina, Gamma Globulina, Factor VIII y vacunas, entre otros elementos utilizados para tratamientos médicos.

La Planta de Hemoderivados, dependiente de la Universidad Nacional de Córdoba, es la única que funciona en nuestro país y una de las únicas tres plantas que operan en América Latina (las otras dos funcionan en Venezuela y Cuba, respectivamente). Asimismo, la UNC tiene convenios vigentes con Uruguay y Chile.

La sangre almacenada en el Hospital, que no puede utilizarse en forma completa, se fracciona en sus principales componentes. Entre ellos, se encuentra el plasma, que es enviado a la Planta de Hemoderivados de la Universidad Nacional de Córdoba para la obtención de proteínas, entre otros productos.

La Universidad Nacional de Córdoba retribuye la entrega de plasma al Hospital Británico, mediante la donación de importantes equipos médicos, insumos y capacitación continua para sus profesionales.

“La donación de equipos ya supera los 830 mil pesos y, gracias a ello, el Hospital pudo ampliar al área de fraccionamiento de sangre del Servicio de Hemoterapia”, señala el Dr. Oscar Rabinovich, responsable médico del Servicio de Hemoterapia del Hospital Británico.

La Ley Nacional de Sangre nº 22.990 ampara y promueve este tipo de cooperación, considerándola de “interés nacional”. En este sentido, sostiene que “los excedentes de sangre humana o sus componentes, vencidos o no, que no sean utilizados por los bancos de sangre no podrán ser desechados y deberán ser obligatoriamente entregados a la planta de hemoderivados que disponga la autoridad de aplicación”.

En la misma línea, el jueves 23 de febrero, el Hospital Británico rindió un reconocimiento a la Universidad Nacional de Córdoba por los más de 10 años de cooperación interrumpida, incluyéndola en la nómina de donantes, en función de las contribuciones en equipamiento e insumos que le entregó a través del convenio de reciprocidad.

El Hospital Británico de Buenos Aires es una asociación civil sin fines de lucro y una entidad de bien público, caracterizada por un fuerte sesgo hacia la docencia y la investigación. Además de contribuir con la Universidad Nacional de Córdoba, es unidad docente de la Universidad de Buenos Aires (UBA) y Hospital Universitario de la Universidad Católica Argentina (UCA) para la carrera de Medicina.