Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
21 de octubre de 2021
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Fuerzas Armadas alquilan miles de hectáreas para cultivar soja
La presidenta Cristina no quiere un país sojero, pero el Estado arrienda campos a grandes grupos agropecuarios, entre ellos Grobocopatel y Soros. ¿En qué quedamos?
13 de julio de 2008
La presidenta Cristina Kirchner sostuvo que el aumento de las retenciones móviles no respondía al deseo de seguir engordando la recaudación fiscal, sino que tenía el espíritu de modificar la matriz agrícola y frenar la sojización del campo para defender la mesa de los argentinos.

Cristina Kirchner repitió esta idea en la Casa Rosada, en Parque Norte y por cadena nacional. La soja se convirtió en el enemigo público número uno para el Gobierno.

Pero la mandataria se olvidó de un detalle que parece incongruente con esa idea: en los últimos años, el Estado ha arrendado a productores privados miles de hectáreas pertenecientes a las Fuerzas Armadas, especialmente al Ejército Argentino, para la siembra y cosecha de este yuyo tan maltratado por toda la administración nacional.

Se trata de miles de hectáreas repartidas entre varias provincias, en las mejores zonas agrícolas del país, aparece como una práctica habitual y extendida que se realiza dentro de los marcos legales por decisión del Estado, y no por desidia.

Así, en Córdoba, en Entre Ríos y en Buenos Aires los patios del Estado nacional están alfombrados en su mayoría con soja.

¿En qué quedamos?