Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
30 de julio de 2021
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Escribanos porteños ya pueden certificar firmas digitales
Es una gran innovación tecnológica que permitirá agilizar una gran cantidad de tramites con alto nivel de seguridad. Un salto de vanguardia
16 de junio de 2021
El Colegio de Escribanos de la Ciudad de Buenos Aires presentó el Sistema digital de certificación de firmas, mediante la utilización de la firma ológrafa digitalizada.

Con esta nueva herramienta, los escribanos pueden certificar firmas a distancia, a través de una videollamada y con un software desarrollado por la institución, que cumple con todos los estándares internacionales de seguridad.

Este sistema garantiza que la comunicación se lleve a cabo de manera encriptada, por medio de una app, a través de la cual el escribano certifica todo el proceso con la validación biométrica de identidad conectada con el Registro Nacional de las Personas (RENAPER).

Desde el Colegio aclararon que el nuevo sistema tiene múltiples funcionalidades, ya que permite, también, certificar en presencia en un documento digital o papel.

Sin embargo, la novedad tecnológica es que hace posible la resolución de trámites a distancia, lo que en pandemia es fundamental para dar respuesta a muchos acuerdos económicos y trámites de diversa índole, que son el punto de partida para el pasaje del mundo analógico al digital.

El presidente de la Institución, Carlos Allende, subrayó que “este sistema, que es optativo para los escribanos, nos permite ofrecer a la sociedad instrumentos cada vez más cercanos a su necesidad, y en consonancia con la inmediatez de muchos trámites digitales”.

Allende agregó: “Con este desarrollo nos colocamos a la vanguardia de los servicios privados que ofrecen seguridad de firma en documentos digitales, ya que este nuevo sistema garantiza no sólo la inalterabilidad del documento, sino también la certeza de la firma, de la fecha, la legitimación de la personería y una validación de identidad similar a la presencial”.

Por el momento, sólo aplica para instrumentos privados, dado que –por ejemplo– para una escritura o un poder el nuevo Código Civil prevé el soporte papel.

No obstante, ante los inminentes cierres de actividades en distintas áreas de la economía, la firma a distancia ofrece ser una solución para aquellos casos donde los requirentes no se encuentren en forma presencial ante el escribano, o no puedan trasladarse a una escribanía.

“Para el complejo escenario en el mercado de alquileres, sus nuevos contratos o renovaciones también resulta una solución”, sugirieron desde el Colegio.

Con el desarrollo de este nuevo sistema, hubo que pensar también en los dispositivos necesarios para poder plasmar la firma digitalmente. El vicepresidente del Colegio, Santiago Pano, explicó que “lo primero que tuvimos en cuenta fue el dispositivo por el cual se iba a realizar la firma, que son celulares de alta tecnología que tienen pantallas especiales”.

Algunos de los dispositivos son de marcas reconocidas, como Samsung (en sus versiones Galaxy Note o Serie S) o Iphone, ya que admiten lápices electrónicos que permiten escribir en pantallas de manera análoga al papel.

En este contexto se planteó la importancia de estos requisitos de los teléfonos, fundamentalmente, porque son auditables.

“Estos lápices y pantallas dejan tomar la velocidad, la aceleración, el ritmo y la presión de la firma, que la hacen altamente periciable, tanto por un perito calígrafo como por medio de una pericia informática”, aclaró Pano y remarcó que mientras el escribano debe usar un lápiz óptico, el requirente que no lo tenga, podrá trazar su firma con el dedo, luego de bajar la app a su teléfono.

rob