Noticias actualizadas las 24 horas Información clave para decidir
28 de noviembre de 2020
Seguinos en
Reciba gratis nuestra newsletter diaria y alertas de noticias en su casilla de e-mail
Al hacer click en el botón, se abrirá una nueva ventana donde podrá ingresar sus datos
Habrá que hacerse un test PCR para entrar a la Ciudad de Buenos Aires
Será para los porteños que regresen a la Capital y para turistas extranjeros y argentinos. Cómo será el mecanismo y quienes financiarán los costos del examen, que ronda los $2.500
21 de noviembre de 2020
Para recuperar una de las actividades económicas más importantes de la ciudad de Buenos Aires, los turistas extranjeros y argentinos que visiten la Capital, así como los porteños que regresen a sus hogares, deberán hacerse un test PCR para confirmar que están libres de Covid-19. Las pruebas para verificar la salud se realizarán a quienes ingresen por avión, tren, barco, ómnibus o vehículos particulares, y a quienes salgan de la ciudad a más de 150 kilómetros de distancia por más de 72 horas seguidas.

Llegue en avión, tren, ómnibus o auto particular, cada turista que ingrese en la ciudad deberá hacerse un test PCR obligatorio. Una vez realizado, podrá circular sin esperar el resultado, que le será informado luego de 12 horas. no habrá que realizar cuarentena: solo deberán aislarse quien dé positivo y sus contactos estrechos.

La norma también rige para los porteños que salgan a más de 150 kilómetros de la ciudad por 72 horas.

Las medidas son parte del plan del gobierno porteño para abrir la ciudad al turismo nacional y regional el mes próximo. Llegaron un día después de que se comunicara que las provincias que concentran el 90% del turismo –Buenos Aires entre ellas– no pedirán PCR negativo.

La Ciudad instalará un operativo de testeo en la terminal Dellepiane antes del fin de semana largo del 8 de diciembre. Por allí deberán pasar quienes arriben en ómnibus. En Ezeiza estará disponible a partir del 15 diciembre y se aplicará a turistas internacionales, nacionales y residentes que regresan a su hogar. Aún se desconoce cómo se implementarán estas estaciones de testeos en la rutina del aeropuerto o de las estaciones de buses.

Quienes ingresen en auto a la ciudad tienen la obligación de hacerse el test en las primeras 24 horas del arribo. Podrán hacerlo en el Centro de Exposiciones de la ciudad–sin salir del vehículo– o de forma peatonal en el edificio de la Munich, en Costanera Sur, adonde deberán ir también quienes lleguen en tren.

¿Y cómo se identificará a los que llegan en auto? Por los teléfonos celulares: apenas se detecte una característica que no sea 011 ingresando en las antenas de la ciudad, ese teléfono recibirá un SMS que le indicará que debe hacerse el test PCR. “El cumplimiento va a depender de la responsabilidad de los argentinos: el SMS te recuerda, pero la obligación la dicta la normativa”, explican desde el gobierno. De la misma forma debería detectarse el movimiento de un porteño que se aleje a 150 kilómetros por más de 72 horas y regrese. En ese caso también debe realizar el test PCR.

El costo del test estará a cargo de la cobertura de salud del turista y será gratuito para jubilados, personas con discapacidad y quienes reciben asistencia estatal. Para los extranjeros costará $2500; los menores de 12 años no se harán el testeo.